Algo eclipsadas por la Luna pero igual de bellas: guía para ver las Perseidas

·6 min de lectura
Fotografía de una perseida en Pico de las Nieves (Gran Canaria), el 13 de agosto de 2021. (Photo: BORJA SUAREZ via REUTERS)
Fotografía de una perseida en Pico de las Nieves (Gran Canaria), el 13 de agosto de 2021. (Photo: BORJA SUAREZ via REUTERS)

Fotografía de una perseida en Pico de las Nieves (Gran Canaria), el 13 de agosto de 2021. (Photo: BORJA SUAREZ via REUTERS)

La mayor hazaña de Perseo, según la mitología griega, fue dar muerte a Medusa, quien convertía en piedra a aquellos que la miraban fijamente a los ojos. Ahora, cada verano, son muchos los mortales que no pueden apartar su mirada del cielo en busca de la lluvia de estrellas que parece nacer de la constelación que lleva el nombre del héroe, las Perseidas.

Esta lluvia de estrellas, también conocida como Lágrimas de San Lorenzo, tendrán su máximo de actividad este año en la noche del 12 al 13 de agosto. Concretamente, se espera a la 1:00 UT (3:00 en España) de la madrugada del 13, según el Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), pero son visibles desde unos días antes y lo serán también unos días después.

Ese será el mejor momento para observarlas pero, ¿qué son exactamente las Perseidas? “Son pequeños meteoros, trocitos de polvo y de roca que hay flotando por el espacio que, al entrar en la atmósfera a una velocidad tan elevada (a lo mejor 150.000 kilómetros por hora), se calientan y se desintegran. Ese brillo que vemos es por ese extremo calentamiento”, resume Álex Pertuz, de AstroAfición, expertos en divulgación astronómica y organizadores de cursos y talleres de observación.

Reciben su nombre por la constelación de Perseo, donde se encuentra su radiante (el punto en el cielo del que parecen nacer), pero tienen su origen en el cometa Swift-Tuttle, que fue descubierto en 1862, y que, con un tamaño aproximado de 26 kilómetros de diámetro, es el mayor objeto que se acerca de forma periódica a la Tierra, recuerda el IAC.

“Las Perseidas siempre ocurren en la misma fecha porque vienen de un cometa que, a lo largo de su órbita va dejando esos trocitos de polvo y hielo. Cuando la Tierra, en su órbita de todos los años, atraviesa la zona por la que pasaba el cometa, recibe toda esa lluvia de meteoros”, puntualiza Pertuz.

‘Eclipsadas’ por la Luna

Este año, las Perseidas coinciden con Luna llena, lo que complicará la observación de los meteoros más débiles. “Es como tener una farola encendida al lado. Como intentar ver las estrellas desde el centro de una ciudad”, compara Irene Puerto, astrofísica divulgadora del IAC. “Las más gordas, las más potentes, sí que se podrán ver, pero son muchísimas menos”, admite.

“Aún así siempre hay posibilidades de ver algún meteoro de los más brillantes al que el resplandor de la Luna no le afecte demasiado”, anima el portavoz de AstroAfición.

Las más gordas, las más potentes, sí que se podrán ver, pero son muchísimas menosIrene Puerto, Instituto Astrofísico de Canarias

Esto afectará a la cantidad de estrellas fugaces que se podrán avistar a la hora. “En teoría, en las Perseidas hay unos 70 meteoros a la hora, pero esto es considerando que Perseo está lo más alto posible, que no hay contaminación lumínica... siempre se reduce bastante ese número, pero a lo mejor 20 o 30 a la hora es posible ver en unas condiciones buenas este año”, señala Pertuz.

Las predicciones que ha leído Puerto son menos halagüeñas: “Probablemente en vez de ver 70 o 100 por hora, se verán unas cuatro, como una cada 15 minutos de media. Esa es la predicción, que luego tampoco se sabe”.

Consejos para verlas

Para disfrutarlas de manera óptima, lo aconsejable es alejarse de los focos de contaminación lumínica. Eso quiere decir que será difícil avistarlas en las ciudades; mejor, salir al campo y buscar un lugar despejado.

Para verlas, aconseja que “tumbarse en el suelo o reclinarse en una tumbona y que la vista abarque el mayor rango de cielo posible, porque al final como se disfrutan es mirando al cielo, no necesitas telescopios ni prismáticos”.

Como se disfrutan es mirando al cielo, no necesitas telescopios ni prismáticosÁlex Pertuz, AstroAfición

Otra clave que da Puerto es que “cuanto más tiempo te puedas quedar, más probabilidad tienes de ver”: “Hay gente que suele ir al principio de la noche, a las 10, y se desaniman porque no ven ninguna. Sin embargo, empezarán a verse más como a partir de las 2 de la mañana aquí [en Canarias], 3 en la Península, que es el momento en el que la constelación de Perseo empieza a subir en el horizonte”.

Para la astrofísica, cuanto más cielo visible se tenga, mejor. Es decir, hay que procurar no tener la visión dificultada por árboles y otros elementos. “Hay quien recomienda también, en vez de mirar hacia la Luna, que sería el horizonte sur, ponerse de espaldas a la Luna, hacia el horizonte norte. Aunque en realidad como las estrellas fugaces no es que vayan a salir por donde uno cree, sino que hacen lo que les da la gana. Es una cosa bastante caótica y pueden verse en cualquier parte del cielo”, agrega.

Seguro que más de uno tiene la tentación de intentar inmortalizarlas con su teléfono móvil, pero lograrlo es harto difícil. “Ahora los móviles modernos es cierto que tienen la capacidad de hacer fotografía de larga exposición y son mucho más sensibles de noche, pero es muy complicado. Lo mejor es dejar los móviles aparte y simplemente disfrutarlas”, recomienda Pertuz. Quien tenga una cámara profesional quizá sí logre cazar alguna, pero la técnica “es complicada”.

Otras maneras de disfrutarlas

Cada vez son más las instituciones y empresas que organizan experiencias para disfrutar de las Perseidas.

Desde AstroAfición comentan que notan que el astroturismo despierta cada vez más interés en España. Solo durante los meses de verano, cerca de 4.000 personas se apuntan a sus actividades, que organizan en la Sierra de Madrid, Toledo, Ávila y Guadalajara, y van desde cursos y grupos de observación a catas de vino bajo las estrellas, pasando por actividades para niños, senderismo con observación o mitología astronómica.

Para quien no quiera o no pueda moverse de casa, el IAC, en colaboración con el  Sociedad Portuguesa para el Estudio de las Aves, retransmitirá la lluvia de estrellas en directo a través de internet.

Será durante la noche del 12 al 13 de agosto en el canal sky-live.tv, en una emisión que tendrá lugar desde Madeira y desde el Observatorio del Roque de los Muchachos (Garafía, La Palma). Más información en la web del IAC.

La más famosa pero no la única

Las Perseidas tienen la fama pero no son ni la única ni la mayor lluvia de estrellas. De hecho, las hay todo el año, prácticamente cada mes.

“Realmente hay otra lluvia de estrellas que es bastante más activa que las Perseidas, que son las Cuadrántidas, en enero. Pero claro, ¡estáte en el campo a las 3 de la mañana un 4 de enero!”, bromea Pertuz. Al tener lugar en verano las Perseidas “tienen más recepción, la gente se anima más a salir, está de vacaciones, tiene más tiempo y, sobre todo, la temperatura acompaña”.

Las Leónidas estarán mejor porque la Luna estará en cuarto menguanteIrene Puerto, IAC

“Las Perseidas son de las más espectaculares pero son las más famosas porque caen en verano y el cielo suele estar despejado”, apostilla Puerto. Según la astrofísica, una de las mejores lluvias de estrellas son las Leónidas, cuyo máximo este año será el 17 de noviembre. “En muchos sitios suele estar nublado pero si tienes acceso a montañas altas o algo así, las Leónidas estarán mejor porque la Luna estará en cuarto menguante”, explica. Quien cace pocas Perseidas, con algo de abrigo tendrá en ellas una nueva oportunidad.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR