El drama real de la princesa Latifa, hija del emir de Dubai

·3 min de lectura
Una de las fotos publicadas en las que aparece Latifa (derecha) con una amiga (Instagram)
Una de las fotos publicadas en las que aparece Latifa (derecha) con una amiga (Instagram)

En España la monarquía no está para tirar cohetes y es que son muchas las polémicas que han azotado a la familia real en los últimos años. Sin embargo, hay un drama en Emiratos Árabes que supera con creces los culebrones de los Borbones.

Se trata de la historia de la princesa Latifa Al Maktum que es la hija del jeque Mohamed bin Rashid Al Maktum, emir de Dubai y primer ministro de los Emiratos Árabes. La hija del monarca de 71 años ha intentado fugarse de su país en dos ocasiones.

La última de ellas tuvo lugar hace tres años y lo hizo a bordo del Nostromo, un barco de Estados Unidos que, finalmente, fue apresado por el ejército de emiratos en aguas indias en 2018. Al asaltar el barco, la princesa Latifa fue obligada a volver a su país, repatriada forzosamente y, desde aquel momento, no ha vuelto a la vida pública.

Evidentemente este ‘secuestro’ y el hecho de no volver a ver a Latifa (hasta ahora, que se han publicado tres fotografías suyas casi a modo de prueba de vida) ha causado un gran revuelo en colectivos que defienden los Derechos Humanos.

Varios mandatarios mundiales han pedido al emir que demuestre que su hija está viva y que, de ser así, la libere. Sin ir más lejos existe la campaña ‘Free Latifa’ que exige, desde Reino Unido, la liberación inmediata de la hija del primer ministro.

La cosa empeoró a raíz de que la BBC publicara en febrero unos vídeos de la princesa grabados a escondidas en los que ella misma aseguraba “ser rehén viviendo en una villa convertida en su cárcel”. Latifa contaba, desde la intimidad de su lavabo, que las ventanas estaban cerradas con rejas y que tenía policías en la casa para no poder escapar.

“Hay cinco policías fuera y dos mujeres policía en el interior de la casa, no puedo ni salir a respirar el aire fresco de fuera, temo por mi seguridad y mi vida a cada día que pasa”. Tras estas inquietantes confesiones el Alto Comisionado de los Derechos Humanos de Naciones Unidas inició la apertura de una investigación por la cual reclamaban pruebas de vida de Latifa.

Las últimas informaciones que se tiene sobre ella son de ‘The Times’ que ha publicado recientemente que la princesa vive ahora con su madre Houria Ahmed y ya no estaría cautiva en dicha villa. Sin embargo el presidente de ‘Free Latifa’ no da por buena la información aunque sí admite que ha habido avances productivos en la vida de la monarca, sin dar más información.

Las únicas pruebas de vida de la princesa que se tienen desde 2018 son unas fotos que han aparecido esta misma semana en las cuales se la ve acompañada y en el exterior, eso sí, muchos han analizado su falta de sonrisa o su gesto forzado con el rostro así que no se sabe hasta qué punto es libre o se trata de una estratagema para aliviar la presión internacional que señala al jeque árabe.

Lo cierto es que dichas imágenes no confirman que la joven de 35 años esté bien, tenga una vida libre y digna y que no esté bajo coacción. Como recoge ‘Vanitatis’, la princesa parece en una cafetería de un centro comercial en una de las fotos y en otra en un restaurante italiano de espaldas a los rascacielos de la ciudad.

Estas fotos fueron subidas a Instagram que, como recoge el citado medio, es una red social que no muestra los metadatos de la imagen que sería la información esencial para saber cuándo fueron tomadas.

Peter Hain, exministro británico de Asuntos Exteriores, ha afirmado que con estas fotos no se demuestra nada y que, si está tan libre la princesa, ¿por qué no habla con la prensa? Desde luego la libertad de expresión es un derecho fundamental y Latifa podría seguir privada del mismo.

Más historias que te pueden interesar

La noche en que Georgina Rodríguez fue una princesa árabe

ONU preocupada por destino de princesa Latifa, hija del soberano de Dubai

En fotos: la reaparición de la princesa Latifa tras su cautiverio

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente