Diagnostican un nuevo caso de ébola en Goma, en el este de RD Congo

Lavado de manos obligatorio en una carretera, en Goma, el 16 de julio de 2019

Responsables congoleños anunciaron este martes haber registrado un nuevo caso de la enfermedad del Ébola en Goma, gran ciudad del este de la República Democrática del Congo fronteriza con Ruanda, en un momento en que el balance de muertos por el virus asciende a 1.790.

"Recién me informaron de un caso de la enfermedad del virus del Ébola en Goma", declaró a la AFP el doctor Aruna Abedi, coordinador de la respuesta contra el ébola en la provincia de Kivu del Norte, de la cual Goma es la capital.

Según los responsables sanitarios, se trata de un hombre de una comunidad rural del noreste del país que llegó a Goma el 13 de julio, antes de ser diagnosticado.

Este es el segundo caso registrado en esta ciudad de alrededor de dos millones de habitantes desde que se declaró la epidemia en las provincias de Kivu del Norte y de Ituri (noreste), el 1 de agosto de 2018. El primer caso se descubrió el 14 de julio.

"Nuestros equipos de respuesta acaban de detectar y aislar un segundo caso este 30 de julio de 2019, a priori sin vínculos con el primer caso", indicó un comunicado oficial firmado por el profesor y experto congoleño en ébola Jean-Jacques Muyembe, y enviado a la AFP.

Según este documento, el enfermo "llegó a Goma el 13 de julio de 2019, procedente de una zona minera de la provincia de Ituri, sin señales de enfermedad, y desarrolló las primeras señales el 22 de julio de 2019".

"El enfermo se encuentra actualmente en el centro de tratamiento Ébola de Goma", añade el comunicado.

Según responsables de salud congoleños, "se tomaron todas las medidas para reforzar la vigilancia en los puntos de entrada y de control sanitario".

Esta última epidemia de ébola en República Democrática del Congo dejó 1.790 muertos desde agosto del año pasado, según datos publicados este martes.

Es la segunda epidemia más grave de la historia de la enfermedad, por detrás de la que afectó a África occidental entre 2013 y 2016.

A mediados de julio, la Organización Mundial de la Salud declaró esta epidemia "una emergencia de salud pública de interés internacional"

El virus del Ébola es altamente contagioso y tiene una tasa de mortalidad de alrededor del 50%. Se transmite a los humanos a partir de animales salvajes y se propaga entre las personas al contacto con la sangre, los fluidos corporales, las secreciones o los órganos de una persona infectada.