Devuelven a instrucción en Francia caso contra exlíder de ETA Josu Ternera

El exdirigente del grupo separatista vasco ETA José Antonio Urrutikoetxea Bengoetxea, conocido como Josu Ternera (D), gesticula el 13 de septiembre de 2021, durante un receso en una audiencia en un juicio de apelación en París, acusado de comandar en ETA desde 2002 hasta 2005 (AFP/Christophe ARCHAMBAULT)

El caso contra el exdirigente de ETA Josu Ternera sobre su pertenencia a la banda separatista armada vasca de 2002 a 2005 registró este lunes un nuevo giro, ante la devolución del caso a una etapa anterior por irregularidades en la instrucción.

"Todo es irregular", aseguró la presidenta de la corte de Apelaciones de París, al devolver el caso al ministerio público para que lo lleve de nuevo ante un juez de instrucción.

Josu Ternera, de 70 años, fue condenado en 2010 a cinco años en primera instancia y siete en apelación. Pero como fue juzgado entonces en rebeldía, tras su detención en 2019 pidió un nuevo juicio.

El tribunal señala que la orden de detención "es minimalista" y que "faltan pruebas sobre las búsquedas practicadas" para localizarlo y notificarle la orden de detención cuando estaba huido.

Tanto la defensa como la fiscalía también consideraron en la apertura del nuevo proceso en apelación que las órdenes de detención y de remisión ante los jueces no permitían "comprender en detalle qué se le reprocha", en palabras de la fiscal.

"No sabemos de qué se la acusa, si era su pertenencia a ETA o haber tenido una actividad terrorista", aseguró a la prensa al término de la audiencia su abogado Laurent Pasquet-Marinacce, para quien la decisión de este lunes de la corte de apelaciones era una "decisión necesaria".

Según la acusación, las huellas de Josu Antonio Urrutikoetxea Bengoetxea --su nombre real-- y las de su hijo se hallaron en 2002 en escondites de ETA en el suroeste de Francia, en Lourdes y en Villeneuve-sur-Lot, y en un vehículo.

Esta resolución llega días después de que un tribunal correccional de París lo absolviera de "asociación de malhechores terroristas" entre 2011 y 2013 al no hallar ningún rastro de actividad activa durante ese período en ETA.

Una vez terminado este segundo proceso, podría ser entregado a España, pues la justicia aceptó en noviembre de 2020 el principio de su extradición solicitada por Madrid.

España lo reclama, entre otros, por su presunta implicación en un atentado con coche bomba contra la casa cuartel de la Guardia Civil en Zaragoza, que dejó 11 muertos en 1987, entre ellos cuatro niñas y dos adolescentes.

Surgida en 1959 bajo la dictadura de Francisco Franco, ETA está acusada de haber matado a 853 personas durante cuatro décadas de violencia en nombre de la independencia del País Vasco.

tjc/es

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente