Detenidos por robar en las viviendas afectadas por la explosión de gas en Madrid

·2 min de lectura

Madrid, 10 may (EFE).- La Policía Nacional ha detenido a tres operarios que trabajan en el desescombro del edificio de la madrileña calle del General Pardiñas, en el que el pasado viernes se produjo una explosión de gas, por sustraer efectos de algunos de los domicilios afectados.

Según informa la Jefatura Superior de Policía de Madrid, los hechos ocurrieron en la tarde de este lunes cuando agentes encargados de realizar la custodia de la zona afectada, fueron requeridos por algunos vecinos que echaban en falta objetos personales.

Gracias a la rápida intervención y a las indagaciones realizadas en el lugar, comprobaron que varios trabajadores que realizaban labores de desescombro en los edificios aprovecharon la situación para hurtar diversos perfumes de alta gama y joyas del interior de los mismos.

Parte de los efectos fueron recuperados y posteriormente reconocidos por las víctimas, por lo que se procedió a la detención inmediata de tres operarios como presuntos responsables de un delito de hurto.

EL AYUNTAMINETO EXIGE SEGURIDAD

Fuentes del área de Desarrollo Urbano explican que, tras lo sucedido, se van a "redoblar" las medidas de seguridad. De este modo, el Ayuntamiento ha exigido ya a la contrata (FCC) que ponga seguridad, "y así se va a hacer".

Las mismas fuentes apuntan que, además, se ha establecido con Policía Municipal establecer un control de acceso para que todo el que entre a la zona afectada haya sido autorizado previamente por el Ayuntamiento y la contrata.

LOS TRABAJOS DE DEMOLICIÓN NO HAN COMENZADO

Por otro lado, los trabajos de demolición del edificio siniestrado aún no han comenzado, precisan en el área dirigida por Mariano Fuentes.

Abundan que los técnicos están trabajando primero en asegurar la zona y el muro medianero del número 78 de la calle Ayala, ya que lo más importante es apuntalar y asegurar esa parte del edificio porque hasta que no se estabilice no pueden entrar los vecinos del ala contraria a sus casas, que están menos afectadas.

"Y la prioridad son los vecinos", agregan las fuentes, que explican también que la policía científica aún no ha terminado sus trabajos de investigación en el inmueble y "todavía les queda".

No obstante, se ha acordado que los técnicos de edificación podrán empezar a trabajar en el derrumbe en coordinación con la policía científica, que irá señalando en qué zonas se puede actuar a medida que avance sus investigaciones.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente