Descubren un molino de 400 años en El Hierro

VALVERDE (EL HIERRO), 2 (EUROPA PRESS)

El Cabildo de El Hierro ha dado a conocer un importante hallazgo patrimonial al descubrirse de forma fortuita el pasado 24 de febrero, mientras se ejecutaban las obras del proyecto Las Cancelitas, una piedra de molino de unos 400 años de antigüedad, un diámetro aproximado de 1,30 metros y un grosor irregular de entre 0,30 y 0,50 metros, según las primeras estimaciones de los técnicos de la Unidad de Patrimonio insular.

En una nota de prensa, la Corporación herreña ha explicado que esta piedra de molino estaría asociada al cultivo de hierba pastel en Canarias entre los siglos XVI y XVII. En la isla queda testimonio de este comercio gracias a las piedras de molino de la Cruz del Calvario y la de la Plaza de San Pedro de El Mocanal.

Según el primer informe técnico, "con este nuevo hallazgo nos encontraríamos con la posibilidad de estar ante la pieza complementaria del molino de hierba pastel, siendo en este caso la piedra sedente en torno a la cual rotaría la otra muela de tipología similar a las anteriormente conocidas".

La piedra ha sido trasladada a dependencias del Cabildo de El Hierro, garante último de su conservación y custodia, como ha señalado la consejera insular de Cultura, Inmaculada Randado.

La consejera ha anunciado que será el futuro centro de interpretación de Las Cancelitas el lugar en el que se deposite esta piedra de molino. "En este lugar, además, existe el proyecto experimental de recuperar para su divulgación el cultivo de la hierba pastel, lo que podría dar lugar en el futuro a que El Hierro, al igual que ocurre en la actualidad en Lanzarote con la Cochinilla, recupere este importante recurso", añadió.

EL COMERCIO DE LA HIERBA PASTEL

El comercio en Canarias ha estado marcado por las sustancias tintóreas, los moluscos, la orchilla, la hierba pastel y la cochinilla, según ha recordado Sergio Bonnet, del Instituto de Estudios Canarios.

La hierba pastel se introdujo en Canarias tras la Conquista por portugueses, ya que se cultivaba en Azores y Madeira. De ella se extraía un pigmento azul índigo que servía para teñir con firmeza tejidos que se confeccionaban en Inglaterra y Flandes, a donde se exportaba la planta debidamente tratada para lo cual se hacía imprescindible la presencia de este tipo de molinos.

Viera y Clavijo relataba en sus textos que se cultivaba en Tenerife, La Palma y Gran Canaria, pero donde quedan monumentos y memoria de este cultivo y comercio es en la isla del Hierro. Este historiador habla precisamente de 'Tifirabe' como uno de los lugares de molienda, lo que confirmaría este nuevo hallazgo de un molino de hierba pastel en El Hierro.

Al dejar de cultivarse esta planta, parecida a la col común, en el siglo XVIII, se fue extinguiendo en todas las islas menos en El Hierro, donde aún se encuentran ejemplares aislados al ser utilizado como pasto para el ganado, sobre todo en los altos de Guarazoca.

PUBLICIDAD