Descubren una nueva característica del sorprendente ornitorrinco

Felipe Sasso
·1 min de lectura

Muchas veces se dice que el ornitorrinco es uno de los animales más extraños que existen. Un estudio llevado a cabo por investigadores del Northland College confirma esa creencia.

La investigación demostró que la piel de esta especie amenazada brilla de un color verde bajo la luz ultravioleta.

Esta sería la primera observación de biofluorescencia en un mamífero que pone huevos, lo que hace suponer que este rasgo no es tan extraño como se pensaba.

Anteriormente se sabía de dos mamíferos con esta propiedad de brillar en la oscuridad, la zarigüeya y la ardilla voladora.

¿Cómo lo descubrieron?

Los investigadores estudiaron tres ejemplares de ornitorrincos de museo, una hembra y un macho del Museo de Historia Natural de Chicago y otro macho del Museo Estatal de la Universidad de Nebraska.

Ante la luz natural, el pelaje de los ejemplares seguía siendo marrón, sin embargo, una vez que fue puesto bajo la luz ultravioleta, se volvió de una tonalidad entre verde y celeste.

Los investigadores creen que los ornitorrincos pudieron haber desarrollado esta condición como una forma de adaptarse a condiciones de escasa luz.

Ellos sugieren de que podría ser una manera para que los ornitorrincos se vean e interactúen entre ellos en medio de la oscuridad.

“Estábamos interesados en ver cuán profundo en el árbol mamífero se encontraba el rasgo de piel biofluorescente”, explica la profesora Paula Spaeth Anich, autora del estudio publicado en la revista de divulgación científica Mammalia.

“Era intrigante ver que los animales que eran parientes tan distantes también tenían pelaje biofluorescente”, agrega.