Desalojan un bar en Santander con 100 personas en su interior el primer día de la fase uno

La fase 1 de la desescalada ha permitido la apertura de las terrazas de los bares en muchos municipios españoles. Lo pueden hacer al 50% del aforo siempre que se respeten las medidas de distancia social e higiene y no haya concentraciones de más de 10 personas alrededor de una mesa.

Pues bien, no todos estos locales han respetado las reglas establecidas durante esta fase del desconfinamiento y sus propietarios han sido sancionados por superar el aforo permitido o por saltarse algunas de las medidas.

La Policía Local de Santander ha ha sancionado al propietario de un bar porque había 100 personas en el interior. (Crédito: Twitter/@Noray1975)

Es el caso del bar La Frontera de Santander donde ayer por la tarde se llegaron a concentrar hasta 100 personas en el interior del establecimiento, tal y como indica eldiarioalerta.com.

Según fuentes policiales recogidas por este medio, el cuerpo de la Policía Local recibió numerosas llamadas de vecinos del barrio de Cueto de la capital cántabra alertando de la presencia de una gran cantidad de gente dentro y fuera del local.

La policía ha sancionado al propietario por incumplir las medidas previstas en la fase 1 de la desescalada. (Crédito: Twitter/@Noray1975)

En un vídeo publicado por un usuario de twitter se puede observar el momento en el que la policía desaloja a los clientes del interior del local. Se trata de unas imágenes grabadas desde el balcón de un edificio ubicado justo enfrente del bar La Frontera.

Según publica el diario de Cantabria, el propietario del local ya ha pedido disculpas a través de una publicación en su página de Facebook en la que reconoce su error y asegura no tener excusa.

Y es que la fase 1 de la desescalada únicamente permite abrir las terrazas de los bares al 50% y en ningún caso autoriza el uso de las barras, medidas que incumplía el dueño de este local. Por este motivo, ha recibido varias sanciones por permitir el consumo en el interior del local y por superar el aforo permitido en la terraza.

Más historias que te pueden interesar: