Deducciones fiscales que puedes conseguir de tus compras en el Buen Fin

·6 min de lectura
Una empleada de una empresa coloca un cartel que anuncia descuentos como parte de 'El buen fin' el 10 de noviembre de 2020 en Hermosillo, México. (Foto de Luis Gutierrez / Norte Photo / Getty Images)
Una empleada de una empresa coloca un cartel que anuncia descuentos como parte de 'El buen fin' el 10 de noviembre de 2020 en Hermosillo, México. (Foto de Luis Gutierrez / Norte Photo / Getty Images)

Leira Velázquez | Ciudad de México

La campaña del Buen Fin en México ha sido un motor para fomentar el consumo y reactivar la economía, pero en definitiva los profesionistas lo podemos aprovechar aún más, adquiriendo nuestro equipo de trabajo y deduciendo impuestos ante el Servicio de Administración Tributario (SAT).

Este 2021, la edición número 11 del Buen Fin tendrá lugar del 10 al 16 de noviembre, y es una estrategia de descuentos generalizados en diversos artículos, productos y servicios, cuyo objetivo es incentivar la actividad económica y aumentar los negocios formales en México.

Patricia López Padilla Barrera, Vicepresidenta de la Comisión Fiscal Nacional de Coparmex, dijo que “como incentivo a la economía ha sido una estrategia extraordinaria, tan positiva que dura más de un fin de semana. Además, para reactivarnos tras la pandemia del Covid-19, necesitamos el Buen Fin”.

De acuerdo con Asociación Mexicana de Ventas Online (AMVO), el 32% de las compras realizadas durante el Buen Fin de años anteriores es de ropa, el 29% es de electrónicos y 22% de celulares.

De hecho, en la última edición del Buen Fin, en el 2020 se registraron compras por 238,000 millones de pesos según la AMVO, mientras que en la primera edición fueron solo por 39,800 millones de pesos.

Pero de estos productos, hay algunos de los que podemos sacar mayor provecho que solo los descuentos en las tiendas comerciales, ya que si jugamos nuestras cartas correctamente podríamos tener una devolución por dichas compras.

Productos de los que puedes recibir deducciones

Guillermo Mendieta González, integrante de la Comisión Técnica de Auditoría Fiscal del Colegio de Contadores Públicos nos explicó que cualquier compra de un producto que sea indispensable para desempeñar un trabajo registrado en el Servicio de Administración Tributario (SAT) puede ser deducible de impuestos.

“Por ejemplo, un celular podría ser una herramienta de trabajo, siempre que sea demostrable que se usa para laborar, además de que se haya obtenido una factura al nombre del titular y fue pagado con una tarjeta de nómina, crédito o cheque nominativo, en ese punto, es un gasto que sí es deducible de Impuesto Sobre la Renta (ISR)”, detalló.

También te puede interesar:

Dosw compradoras y cargan cajas con zapatos tenis nuevos durante el día de compras
Dosw compradoras y cargan cajas con zapatos tenis nuevos durante el día de compras "Buen Fin" el 9 de noviembre de 2020 en Monterrey, México. (Foto de Medios y Media / Getty Images)

Las declaraciones, aclaró Mendieta, son una forma de vía de pago mediante la cual los contribuyentes o ciudadanos tenemos la obligación de pagar al gobierno federal de acuerdo con la Carta Magna, es decir, toda aquella persona física o moral que tenga utilidades pagará contribuciones, que son el ISR y el Impuesto al Valor Agregado (IVA).

“Dependiendo del giro en el que se encuentra el contribuyente, ya sea persona física o moral, puede llegar a determinarse un saldo a favor, que puede ser por ISR en la declaración anual o IVA en las declaraciones mensuales”, dijo.

Quiénes se pueden aprovechar de las deducciones

La especialista de Coparmex puntualizó que “los que pueden aprovechar el Buen Fin, son todas las personas físicas, como los empresarios, los profesionistas independientes y el arrendador de bienes inmuebles, que pueden deducir todo lo que tiene que ver con su actividad”.

“Para que se pueda deducir un gasto, este tiene que ser estrictamente indispensable para la actividad económica que se desempeña. Si eres dentista puedes deducir la silla donde atiendes, si eres abogado, los códigos, libros y laptop, si eres periodista puede ser el equipo de audio”.

Cualquier compra que se realice con tarjeta de crédito, débito o cheque nominativo tiene que solicitar una factura para tener un control ante el SAT y hacer las declaraciones mensuales y anuales, y solo aquellas que son una herramienta de trabajo son deducibles de impuestos.

Cabe destacar que un asalariado, contratado por una empresa, no puede hacer deducciones de impuestos, porque dicha empresa está obligada a proporcionarte las herramientas para desempeñar sus actividades y es la empresa la que puede deducir sus impuestos.

“Un asalariado no tiene deducciones, la mayoría de los mexicanos o están en economía informal o son asalariados, porque es la empresa la que debe entregar los instrumentos de trabajo”, precisó Patricia López.

Las personas que aprovechan el Buen Fin compran en una tienda Sam's en la Ciudad de México. (Foto: PEDRO PARDO / AFP a través de Getty Imágenes)
Las personas que aprovechan el Buen Fin compran en una tienda Sam's en la Ciudad de México. (Foto: PEDRO PARDO / AFP a través de Getty Imágenes)

Deducciones personales

Existen algunos conceptos que también son deducibles de impuestos ante el SAT, como los gastos por honorarios médicos y dentales, compras de lentes ópticos, y primas de seguros.

Además, están las colegiaturas de escuelas privadas que no superen determinados límites de precios que se pueden consultar en la página del SAT. Otros gastos son donativos a instituciones autorizadas, aportaciones a retiros de planes personales, y gastos funerarios.

Sin embargo, el monto total de las deducciones no puede exceder de cuatro salarios mínimos generales anuales o del 10% del total de los ingresos declarados.

Lo recomendable, agregó Patricia López, como compras personales durante el Buen Fin, son artículos que perduren en el tiempo, evitar los artículos perecederos. Se deben aprovechar los artículos que son necesarios y que por una cuestión de financiamiento no se pueden adquirir tan fácilmente.

Recomendaciones extras

Profeco nos brinda algunas recomendaciones para aprovechar el Buen Fin cada año:

En principio se puede hacer una lista con todos los productos que necesitas y tienes programado adquirir, y además puedes separar aquellos que pueden ser indispensables para desempeñar el trabajo.

También es muy útil planear las compras con anticipación, comparando precio, calidad y comercios, y en este periodo también revisar las promociones y ofertas que existen en el mercado.

Recuerda revisar tu presupuesto antes de realizar las compras, corroborar que el ahorro y dinero destinado para la compra es suficiente.

Conservar el recibo de compra y solicitar la factura es importante tanto para la devolución de impuestos en el caso necesario o simplemente para algún cambio o devolución del producto, así como revisar la garantía y manual de uso de la mercancía.

Un regalo adicional

Además de los descuentos y promociones que tiene el Buen Fin, el SAT organiza una dinámica #SORTEOELBUENFIN, en el que ofrecerá una bolsa de 500 millones de pesos que se distribuye en varios compradores que realicen sus adquisiciones durante el Buen Fin.

El SAT distribuirá los 500 millones de pesos entre varios compradores participantes, serán 321,261 premios pequeños, los cuales van desde los 500 pesos hasta los 250,000 pesos.

Para poder ser acreedor a participar solamente deberás: realizar tus compras durante esas fechas (del 10 al 16 de octubre), con la compra mínima de 250 pesos, realizadas, con tarjeta de débito o crédito y en automático se ingresa al sorteo, no hay necesidad de registrarse en algún otro lugar.

Hasta el 10 de diciembre es que el SAT dará a conocer los resultados del sorteo del Buen Fin a través de las redes sociales del organismo.

También te puede interesar | VIDEO: Abasto, la gran incógnita para el próximo Buen Fin

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente