Cristiano se vuelca con los niños refugiados rohingya

El ‘7’ del Real Madrid ha hecho un llamamiento público además de una donación para colaborar con la acción humanitaria en Bangladesh.

No es una novedad como tal, dada su intensa actividad humanitaria, pero este jueves Cristiano Ronaldo ha vuelto a mostrar su cara más solidaria. Esta vez, apoyando la llamada humanitaria de Save the Children para los rohingya, instando a ayudar a los niños refugiados que han huido de la violencia en el norteño estado de Rakhine en Myanmar y ahora viven en campamentos y asentamientos improvisados en Cox's Bazar (Bangladesh).

"Cuento mis bendiciones. Tengo cuatro hijos hermosos. Haría cualquier cosa por ellos. Cuando eres padre, entiendes que todos los padres deben sentirse igual. Amamos a nuestros hijos", dijo Cristiano Ronaldo en un comunicado, como embajador de Save the Children desde 2013. "Es difícil como padre observar la crisis de los refugiados rohingya y no sentir por estos niños. Necesitan nuestro cuidado y apoyo".

CÓMO FUERON LOS 100 GOLES DE RONALDO EN UCL

Ronaldo ha publicado además en sus redes sociales una foto de un adulto de nombre ficticio Saif sosteniendo a su hijo, de nombre ficticio Shafiq, de un año y medio, en una clínica de salud respaldada por Save the Children en Cox's Bazar. Junto a la foto apareció una foto de Ronaldo con sus hijos, incluyendo el siguiente mensaje: "Un mundo donde todos amemos a nuestros hijos. Ayuda, por favor". 

Ronaldo también hizo una donación para apoyar los espacios infantiles de Save the Children en Cox's Bazar, que ofrecen a los niños un lugar seguro para jugar, socializar, recuperarse y volver a ser niños. En estos espacios, los niños pueden participar en una variedad de juegos y actividades, como dibujar, cantar, saltar a la comba y jugar al fútbol, así como recibir apoyo psicosocial de facilitadores capacitados. La organización humanitaria internacional regula 86 espacios preparados para los niños en los campamentos y asentamientos.

"La experiencia de jugar de niño es universal. Es una oportunidad para hacer amigos, descansar y divertirse", dijo Ronaldo. "Tengo buenos recuerdos de jugar al fútbol cuando era joven y de la alegría que trajo a mi vida. Deseo que los niños rohingya sientan la misma alegría".

Alrededor de 688,000 rohingya - más de la mitad de los cuales son niños - llegaron a Bangladesh tras la ofensiva militar que tuvo lugar después de que se perpetrasen ataques en los puestos fronterizos de la policía de Myanmar en el estado de Rakhine el pasado agosto. Muchas familias llegaron a Bangladesh con apenas algo de ropa como equipaje.