Los psicólogos advierten: la nueva normalidad para los padres es un alto nivel de estrés

El teletrabajo ha sido la tabla de salvación para muchas empresas que, pudiendo acogerse a esta modalidad de trabajo, han visto en ella la única salida para poder seguir realizando su actividad con cierta normalidad mientras se prolonga la crisis del coronavirus. También para los padres, quienes, con los colegios cerrados y los abuelos fuera de la ecuación del cuidado de los nietos por el riesgo al contagio, vieron al comienzo de la pandemia trabajar desde casa como la mejor solución para poder conciliar. Sin embargo, lo que en un principio parecía la opción ideal, con el tiempo se ha convertido en una fuente de estrés para los padres, según señalan los psicólogos.

Conciliar y teletrabajar se ha convertido en una fuente de estrés para los padres durante esta pandemia según los psicólogos. (Foto: Getty Images)

De aquellas guías con consejos para teletrabajar desde casa que proliferaron en los medios al comienzo del confinamiento se ha pasado, más de dos meses después, a los estudios y datos sobre cómo afectará psicológicamente la pandemia a distintos colectivos. Esta misma semana se daba a conocer un estudio realizado por la Universidad Complutense de Madrid según el cual un 79,5% de los sanitarios encuestados para el mismo sufrían de problemas de ansiedad después de meses trabajando cara a cara con la enfermedad. La mitad reconocían estar emocionalmente agotados, como recogió La Vanguardia.

A comienzos de mes, en diario italiano Il Messaggero publicaba datos del Istituto Piepoli per il Consiglio Nazionale dell’Ordine degli Psicologi según los cuales el 62% de los italianos pensaba que va a necesitar ayuda profesional para superar las consecuencias psicológicas de esta pandemia. Un dato considerablemente elevado si se compara con el 40% del estudio anterior.

Ahora, desde Asociación Estadounidense de Psicología llega una nueva investigación que, aunque abarca a otros sectores de la población también, destaca el impacto que la pandemia está teniendo en la salud mental de los padres. Según puede leerse Medical Xpress, la nueva normalidad de la que tanto se habla para las personas con hijos es hacer frente a altos niveles de estrés derivados de la situación actual. Casi la mitad de los progenitores de menores de 18 años así lo reconocen.

El principal foco de estrés está, según el citado estudio de APA, en la enseñanza online. Con los centros educativos cerrados, los padres han tenido que convertirse también en profesores y controlar que sus hijos van al día y los verdaderos profesionales de la enseñanza reciben las tareas correctamente para poder evaluar a los alumnos y que el curso no se dé por perdido el todo. Una nueva tarea que se suma a tener que seguir cumpliendo, al mismo tiempo, con sus obligaciones laborales. La incertidumbre económica y laboral añade aún más estrés.

Para muchos padres puede ser abrumador enfrentar demandas competitivas en el hogar y el trabajo junto con posibles desafíos financieros durante esta crisis sin precedentes”, explica Arthur C. Evans Jr., director ejecutivo de APA. Además, este experto señala que “los niños son buenos observadores y a menudo notan y reaccionan al estrés o la ansiedad en sus padres” por lo que su consejo es que estos prioricen “su autocuidado” y que hagan todo lo posible para modelar formas saludables de lidiar con el estrés y la ansiedad”. Un consejo que no es fácil llevar a la práctica en el día a día.

Los resultados del estudio arrojan el dato de que el 46% de los padres considera que su nivel de estrés relacionado con la pandemia es alto (entre un 8 y un 10 en una escala de 1 al 10). Esa misma respuesta, aplicada a adultos sin hijos menores de 18 años la dan solo el 28% de los encuestados. En cuanto a los progenitores, el 71% señala como ‘importante fuente de estrés’ la educación a distancia de sus hijos.

En cuanto al resto de preocupaciones que contribuyen a esta situación de nerviosismo continuado, los padres señalan el acceso a la vivienda (un 70%), la atención médica (un 66%) y también necesidades básicas como el acceso a alimentos y vivienda (un 70%).

Medical Xpress explica que la encuesta Stress in America 2020 Stress in the Time of Coronavirus fue realizada por The Harris Poll entre el 24 de abril y el 4 de mayo de 2020 con la participación de 3.013 adultos mayores de 18 años residentes en Estados Unidos. La idea de APA es llevar a cabo dos encuestas para conocer el alcance psicológico de la pandemia.

Según la APA, los niveles de estrés actuales derivados de la pandemia son comparables a los registrados en Estados Unidos durante la crisis económica de 2008. Y, avisan los psicólogos, hacer frente a altos niveles de estrés se ha convertido algo normal para los padres. Una situación que, al menos en España, se prolongará mientras no se aclare la situación escolar. No tanto de cara a este curso, que parece perdido en ese sentido, sino de cara a septiembre.

“Las ramificaciones de salud mental de la pandemia del coronavirus son inmensas y crecientes. Necesitamos prepararnos para las implicaciones a largo plazo del trauma colectivo que enfrenta la población. A nivel individual, esto significa cuidarse unos a otros, mantenerse conectados, mantenerse activos y buscar ayuda cuando sea necesario”, ha avisado Evans.

Más historias que te pueden interesar: