COP27 habla de eliminación subsidios fósiles acorde a situación de cada país

Sharm el Sheij (Egipto), 17 nov (EFE).- La presidencia de la COP27 ha remitido a las partes un documento con los principales puntos de la que será la decisión final de la cumbre, entre los que figura la eliminación progresiva y racionalizada de las subvenciones ineficientes a los combustibles fósiles, "en consonancia con las circunstancias nacionales".

El documento, al que ha tenido acceso EFE, expresa la preocupación por la repercusión que está teniendo la crisis energética derivada de la guerra en Ucrania en las promesas y compromisos adquiridos en materia de transición energética, y subraya la importancia de evitar un retroceso en las relacionadas con acción y apoyo.

Así, en el texto se subraya la importancia de elevar la proporción de energía renovable en el mix energético "a todos los niveles" como parte de la diversificación de los sistemas de energía.

Además, alienta a mantener el esfuerzo para acelerar las medidas hacia la reducción progresiva de la producción de energía en centrales de carbón sin sistemas de captura de CO2, y "la eliminación gradual y racionalización de los subvenciones ineficientes a los combustibles fósiles, en consonancia con las circunstancias nacionales y reconociendo la necesidad de apoyar el desarrollo de renovables".

Esta redacción introduce los matices de "racionalización" y "en consonancia con las circunstancias nacionales" respecto a la cumbre de Glasgow (COP26), en cuyo acuerdo final quedó recogido, por primera vez, reducir la energía con carbón y eliminar progresivamente las subvenciones a los combustibles fósiles (como, por ejemplo, petróleo, gas natural o carburantes).

La crisis energética mundial sin procedentes, añade el texto, pone de manifiesto la necesidad urgente de transformar rápidamente los sistemas energéticos para que sean más seguros, fiables y resistentes, así como de acelerar una transición "limpia y justa" durante esta década "crítica" de acción.

Cumplir con el objetivo de una economía cero emisiones netas en 2050 requiere del despliegue inmediato y masivo de "todas las tecnologías energéticas limpias y eficientes disponibles", lo que exige el aumento de la energía solar y eólica durante esta década, según la misma fuente.

Desde enero de 2020, 166 naciones, responsables del 91 % de las emisiones mundiales, han presentado o actualizado sus compromisos nacionales para su reducción (NDC, por sus siglas en inglés), según el documento.

Sin embargo, hay una "grave preocupación" por la brecha existente entre el efecto agregado de las promesas de mitigación de las partes en términos de emisiones anuales globales y las vías de emisión agregadas coherentes con el objetivo de temperatura del Acuerdo de París de limitar el calentamiento global a 1,5°C.

Tras hacer mención a los alarmantes informes científicos, se subraya la importancia de realizar todos los esfuerzos a todos los niveles para alcanzar ese objetivo; y se expresa el "profundo pesar" por el hecho de que los países desarrollados, que son los que tienen mayor capacidad financiera y tecnológica para reducir sus emisiones, continúen sin hacerlo.

Además, urge a los países desarrollados a cumplir con el objetivo de nutrir con 100.000 millones de dólares al año el Fondo Verde para el Clima y reitera el acuerdo del Pacto de Glasgow de duplicar el presupuesto del Fondo de Adaptación.

El encabezamiento del documento aclara que la decisión final incluirá también los principales resultados negociados en relación a puntos incluidos en la agenda de la COP27, entre los que destaca la financiación de pérdidas y daños, el Programa de Trabajo de Mitigación y el nuevo objetivo de financiación climática global.

(c) Agencia EFE