El Congreso aprueba los presupuestos para 2022, las cuentas de la recuperación justa

·2 min de lectura
El Gobierno aplaude a la ministra de Hacienda, María Jesús Montero. (Photo: Europa Press News via Getty Images)
El Gobierno aplaude a la ministra de Hacienda, María Jesús Montero. (Photo: Europa Press News via Getty Images)

El Congreso da luz verde a los presupuestos generales para el año 2022, las segundas cuentas que saca adelante el Gobierno de coalición entre el Partido Socialista y Unidas Podemos. Con ellos, el Ejecutivo logra fortalecer la legislatura y obtener un respiro.

Después de cuatro días de debate en el pleno y de un camino legislativo de más de un mes para conocer los apoyos al Gobierno de coalición, finalmente el decreto ley ha salido aprobado con una mayoría holgada de 188 votos avalada por Esquerra Republicana, Partido Nacionalista Vasco, EH Bildu, el Partido Demócrata Europeo Catalán, Más País, Compromís, Nueva Canarias, Teruel Existe y el Partido Regionalista de Cantabria.

En contra han votado los grupos parlamentarios de Partido Popular, Ciudadanos, Junts per Cat, Vox, Candidatura de Unidad Popular, Unión del Pueblo Navarro, Coalición Canaria y Foro Asturias. El Bloque Nacionalista Galego finalmente se ha abstenido en la votación.

Ahora el proyecto, tal y como ha confirmado la presidenta del Congreso Meritxell Batet, se enviará al Senado para continuar con su tramitación.

El Gobierno espera que la Cámara Alta tenga listas las cuentas en menos de un mes para volver a votar los cambios, si los hay, a finales de diciembre en el Congreso y que puedan entrar en vigor a partir del 1 de enero.

La tramitación

Los presupuestos para la juventud, como han sido denominados, se trata de unas cuentas expansivas para apostar por la recuperación postpandemia y fortalecer el crecimiento económico.

Tras el consenso entre los socios de Gobierno, el decreto inició su trámite legislativo el pasado 13 de octubre y poco a poco las negociaciones fueron dando sus frutos.

El primer escollo se salvó dentro de La Moncloa, después de sacar adelante la Ley de Vivienda como uno de los cumplimientos de la coalición.

Más tarde, a la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y su equipo tuvo que empezar a “vender” el borrador al resto de grupos parlamentarios.

El PNV y Bildu avalaron las cuentas en comisión después de negociar el traspaso del ingreso mínimo vital al País Vasco, la modificación de la Ley del Deporte, inversiones ferroviarias e hidráulicas y la digitalización de contenidos en euskera.

Por su parte, el sí de ERC llegó después de que se concretara la inclusión en la Ley Audiovisual la cuota del 6% de producciones en lenguas cooficiales, el inicio del traspaso de Rodalies y la compensación de peajes, entre otras negociaciones.

Por su parte, Nueva Canarias ha pactado la movilización de unos 100 millones de euros a su comunidad; Compromís ha negociado inversiones en Cercanías y ayudas al sector de la naranja y Teruel y Cantabria obtendrán inversión en infraestructura.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente