La congestión de contenedores en los puertos británicos durará meses

·2 min de lectura
Un buque de carga llega al puerto de Felixstowe, al este de Londres, el 4 de marzo de 2021 (AFP/Ben Stansall)

La congestión que afecta a los puertos de todo el mundo y recientemente obligó a varios portacontenedores a desviarse de Inglaterra a puertos europeos durará entre seis y nueve meses más, dijo el miércoles a la AFP la Asociación de Puertos Británicos (BPA).

Esta situación, debida a las perturbaciones del tráfico mundial causadas por la pandemia, dura ya "más de un año" y "continuará durante otros seis o nueve meses", afirmó Mark Simmonds, director de asuntos externos de la BPA.

Varios portacontenedores gigantes repletos de mercancías para Navidad tuvieron que ser desviados de Felixstowe, el mayor puerto de contenedores británico, en la costa este, a puertos europeos debido a la congestión en sus terminales, anunció el martes el gigante naviero Maersk.

Estos grandes cargueros atracan en otros puertos, como Rotterdam o Amberes, y luego las mercancías se transfieren a barcos más pequeños que las llevan de vuelta a Felixstowe.

El puerto inglés, que trata 36% de la carga marítima del Reino Unido, es "uno de los 3-4 puertos más afectados del mundo", según Maersk.

Pero la congestión no es específica del Reino Unido, según la BPA, que registra tiempos de espera a la entrada de sus terminales "muy por debajo" de la media mundial de "aproximadamente una semana".

La situación "es mucho peor en China y Estados Unidos", asegura Simmonds.

Y los puertos, explica, "están todos conectados": Un barco que sale de China u Oriente Medio una semana más tarde de lo previsto y acumula retrasos durante sus escalas dificulta a los puertos la organización de la planificación a su llegada al Reino Unido.

Los comercios "empiezan en septiembre-octubre a llenar sus almacenes para Navidad", lo que crea un pico de transporte en esta época del año, pero todas las mercancías podrán importarse a tiempo, afirmó Simmonds.

Sin embargo, la situación en el Reino Unido se ve agravada por la importante falta de camioneros -100.000 según responsables del sector-, que provoca que los contenedores se acumulen en los puertos ya que no hay conductores para transportarlos.

"Está claro que hay un problema complejo, sobre todo con los camioneros, no sólo aquí sino en toda Europa", declaró el miércoles a Sky News Oliver Dowden, copresidente del partido conservador en el poder.

El gobierno británico está "trabajando para resolver estos problemas", aseguró, declarándose "convencido de que la gente podrá comprar sus juguetes para Navidad".

ode-acc/zm

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente