La confirmación de Barrett al Supremo de EEUU, más cerca tras la votación del domingo

Por Lawrence Hurley
·3 min de lectura
Imagen de archivo de la jueza Amy Coney Barrett durante el tercer día de su audiencia en el Senado sobre su confirmación a la Corte Suprema
Imagen de archivo de la jueza Amy Coney Barrett durante el tercer día de su audiencia en el Senado sobre su confirmación a la Corte Suprema

Por Lawrence Hurley

WASHINGTON, 25 oct (Reuters) - El Senado de Estados Unidos, de mayoría republicana, decidió el domingo limitar el debate sobre la designación de la jueza Amy Coney Barrett a la Corte Suprema, luego de que fue nominada por el presidente Donald Trump, a poco más de una semana de las elecciones en el país.

Por 51 votos a favor y 48 en contra, dada mayormente según afiliación partidista, el Senado decidió no extender el debate y abrió la puerta a una posible confirmación definitiva en la tarde del lunes.

Los republicanos tiene una mayoría de 53-47 en la Cámara alta y no hay indicios de divisiones en el partido frente a la nominación de la jueza conservadora, quien reemplazará a la magistrada liberal Ruth Bader Ginsburg, por lo que parece casi seguro que Barrett asumirá el cargo vitalicio a pesar de la oposición total de los demócratas.

Solo dos senadoras republicanas, Lisa Murkowski de Alaska y Susan Collins de Maine, se opusieron a limitar el debate.

Sin embargo, Murkowski dijo el sábado que todavía tiene la intención de votar a favor de confirmar a Barrett esta semana. "No tengo dudas sobre su capacidad para hacer el trabajo y hacerlo bien", afirmó.

Ningún nominado a la Corte Suprema ha sido confirmado por el Senado tan cerca de una elección presidencial. Ya se han emitido más de 58 millones de votos de forma anticipada por las elecciones el 3 de noviembre.

Los demócratas boicotearon el jueves una votación de la Comisión Judicial, sin embargo, el panel decidió llevar la nominación a una votación final en el Senado.

Antes de la votación de la noche del lunes, los demócratas expresaron su preocupación por los riesgos de contraer COVID-19, después de que varios trabajadores republicanos del Senado y varios miembros del equipo del vicepresidente Mike Pence dieron positivo al coronavirus.

El líder de minoría del Senado, Chuck Schumer, instó a los demócratas a no congregarse en el Senado y a emitir sus votos "rápidamente y desde una distancia segura".

No estaba claro de inmediato si Pence irá al Senado el lunes para la votación de confirmación, y el líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, se negó el domingo dos veces a responder las preguntas de los periodistas al respecto.

El domingo, Schumer dijo que Pence "supuestamente tiene la intención de venir" al Senado para presidir la votación final y lo criticó por estar dispuesto a poner "en riesgo la salud de todos los que trabajan en este edificio".

"Establece un ejemplo terrible, terrible para el pueblo estadounidense", dijo Schumer. "El Partido Republicano está dispuesto a ignorar la pandemia para acelerar esta nominación a la Corte Suprema".

Si se confirma a Barrett, la Corte Suprema tendría una sólida mayoría conservadora de 6-3 que podría durar años. A corto plazo, Barrett podría intervenir en casos sobre votos relacionados con la campaña de Trump antes o después del día de las elecciones.

Trump ha dicho que cree que la Corte Suprema decidirá el resultado de las elecciones y ha dejado en claro que quiere a Barrett en el banquillo para cualquier caso relacionado con las elecciones.

(Reporte de Lawrence Hurley, reporte adicional de Richard Cowan, Sarah N. Lynch y Susan Heavey; Editado en Español por Ricardo Figueroa)