Condenas de hasta 6 meses de cárcel en suspenso en emblemático caso de ciberacoso en Francia

·3 min de lectura

Un tribunal de París condenó este miércoles a penas de entre 4 a 6 meses de cárcel en suspenso a once jóvenes que participaron en el linchamiento digital de una adolescente francesa que criticó al islam.

Otros dos acusados fueron absueltos, uno por falta de pruebas y otro por un vicio de procedimiento, en este caso que abrió un apasionado debate en Francia sobre la libertad de expresión y el derecho a la blasfemia.

"Hemos ganado y volveremos a ganar", reaccionó Mila a la salida del tribunal. "Quiero que nunca más hagamos sentir culpables a las víctimas", añadió la joven, que vive desde hace más de un año y medio bajo protección policial.

La corte condenó también a varios acusados a pagar a la víctima, cada uno, 1.500 euros (unos 1.800 dólares al tipo de cambio actual) por el sufrimiento generado y 1.000 euros (unos 1.200 dólares) para sus gastos de defensa.

El caso se remonta a enero de 2020, cuando Mila, que tenía entonces 16 años, publicó un video en las redes sociales, que se volvió viral, en el que calificaba al islam de religión "de mierda" y criticaba fuertemente al Corán.

Según su abogado, Richard Malka, recibió más de 100.000 mensajes de odio y amenazas de muerte, por lo que tuvo que ser puesta bajo protección policial. A mediados de noviembre, publicó otro video en el que atacaba frontalmente a sus detractores.

A raíz de los mensajes y las amenazas, la joven se vio obligada a dejar los estudios.

- "Linchamiento 2.0" -

Para el ministerio público, los acusados, de entre 18 a 29 años, la mayoría sin antecedentes penales, participaron en un "linchamiento 2.0" con "consecuencias reales".

En el tribunal, los jóvenes admitieron en su mayoría ser los autores de los mensajes. "Que se muera", "te mereces que te degüellen puta asquerosa", "que alguien le aplaste el cráneo por piedad", escribieron algunos de ellos.

Algunos de los acusados dijeron que simplemente no pensaron antes de tuitear.

Un estudiante de inglés de 21 años, dijo que "no sabía que [Mila] estaba siendo acosada. Fue algo estúpido y debería haberlo pensado", señaló.

Otro de los procesados, Axel G., de 19 años, dijo que reaccionó con ira porque consideraba que los comentarios de Mila sobre el islam eran "racistas" y "blasfemos".

Durante las audiencias se intentó definir los límites de la libertad de expresión y el derecho a la blasfemia.

"Las redes sociales son como la calle", dijo el miércoles el presidente al dictar sus sentencias.

"Cuando te cruzas con alguien en la calle, no le insultas, ni te burlas, ni le amenazas. Lo que no se hace en la calle, no se hace en las redes sociales", añadió.

"Habrá un antes y un después de este juicio", estimó Malka. "Estamos sentando las reglas de lo que es aceptable y lo que es inaceptable", señaló el presidente de la 10ª Cámara Correccional, Michaël Humbert.

Este caso es uno de los primeros desde que en 2018 Francia creó una ley contra el ciberacoso.

aje-meb/mar

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente