Cómo saber si tienes una orden de deportación en EEUU y qué hacer en ese caso

Redacción Colaboradores
Un agente policial arresta a un indocumentado durante una protesta en Nueva Jersey.  (Getty-Archivo)

Ricardo Jose Rodriguez Vacas, Esq. – Abogado de Miami, Florida, Estados Unidos

Cuando un inmigrante en Estados Unidos tiene dudas sobre si existe una orden de deportación en su contra, lo primero que debe hacer es averiguar cuál es su situación real en términos migratorios. Después de confirmar en qué estatus se encuentra, y si las circunstancias lo requieren, debe tomar cartas en el asunto lo más pronto posible. Por ejemplo, si se confirma que existe una orden de deportación, es crucial buscar ayuda profesional para analizar su caso y ver si existe la posibilidad de arreglar la situación.

Si tiene dudas sobre si existe una orden de deportación en su contra, puede llamar anónimamente al teléfono 240-314-1500 o 1(800) 898-7180. Esta línea es de la Oficina Ejecutiva de Revisión de Inmigración del Departamento de Justicia o en inglés, “EOIR”. La llamada es gratis y existe la opción de proceder en español.  Si tiene un número de “Alien“, mantenga atención ya que tendrán que comunicarlo. Si no tiene residencia, utilice el número que se les ha otorgado en todos los documentos que haya recibido de inmigración; debe ser un número que sigue a la letra y símbolo A#.

Los números que tengan nueve dígitos deben ser introducidos en su totalidad y los que tengan ocho dígitos deben ser comenzados por el número cero. Siguiendo estos pasos iniciales, debe seguir las instrucciones que le indiquen para averiguar más información sobre su caso.

Camino largo pero con resultados más completos

Muchas veces los individuos y también los abogados piden documentos de Inmigración a través de un proceso llamado “Freedom of Information Act” o “FOIA“. Este proceso dura más que simplemente llamar a Inmigración para averiguar sobre un caso pero, sin embargo, le facilitará todos los documentos que existan en su expediente para analizar mejor cada caso. La información suele ser entregada en un CD.

Para saber más sobre el FOIA, puedes hacerlo entrando en la página de inmigración www.uscis.gov o llamando a 800-375-5283. También pueden visitar la página de Aduana y Frontera o en inglés, “U.S. Customs and Border Protection” para pedir un “FOIA”, visitando el sitio www.cbp.gov/site-policy-notices/foia. Cada caso es diferente y a veces varias agencias tienen expedientes diferentes sobre los inmigrantes. Por eso es importante averiguar todo el historial que pueda existir.

Si usted tuviera problemas migratorios, tiene que averiguar si hay soluciones y actuar lo más rápido posible, con el asesoramiento de un experto u organización caritativa para no poner en riesgo su futuro.

Como he mencionado, cada persona tiene una historia única. A veces no existen problemas de inmigración y otras veces sí. Si existen, se tiene que ver si hay soluciones. Las posibilidades son muchas pero nunca se va avanzar si uno no establece bien los hechos y analiza la ley adecuadamente. Por eso sugiero que contacte a un abogado u organización caritativa para ver si le puede ayudar mejorar su vida o la de sus queridos.

Cualquiera que tenga una orden de deportación debe tener paciencia con el proceso y con las acciones que tome para frenar esa orden, ya que ningún caso ante Inmigración es garantizado.

Qué hacer si tiene una orden de deportación

Si se confirma que hay una orden de deportación y dependiendo del lugar en el que usted se encuentre dentro del proceso, podrá tomar varias medidas que van desde la salida voluntaria sin deportación, la cancelación de la deportación, el aplazamiento de la deportación (temporal), el pedido de asilo, la apelación de su caso, el inicio de una moción para reabrir o revisar su caso, la apelación administrativa, o la apelación judicial.

Generalmente, uno no puede ajustar su estatus si anteriormente se ha dictado una orden de deportación. Es crucial entender que cada posibilidad mencionada demanda varios requisitos y cada vía de ajuste de estatus también tiene requisitos.

Una herramienta común que elimina estos obstáculos son los varios perdones que existen, que dependiendo el caso, podrían o no ayudar a quitar la orden de deportación.

Existen casos simples y complicados pero la realidad es que cualquiera que tiene una orden de deportación debe tener paciencia con el proceso ya que ningún caso ante Inmigración es garantizado. En conclusión, averigüe bien dónde está situado dentro del proceso de deportación obteniendo todo su historial.

Y por último, le aconsejo que no tome una decisión sin utilizar la razón y ayuda de un profesional. Nunca es buena idea salir del país sin saber claramente su situación. El gobierno se asegura de que el camino para poder arreglar su estatus migratorio sea casi imposible una vez que usted sale con orden de deportado e ingrese de nuevo ilegalmente. Después de tener una idea más clara sobre su situación legal en este país y pensar, aunque requiera varias opiniones legales, podrá tomar una mejor decisión sobre su futuro.

Otros temas que podrían interesarte:


Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines