Los colegios de Francia regresan a la presencialidad en medio de críticas

·3 min de lectura

Mientras el presidente francés Emmanuel Macron considera que el regreso hace parte de aprender a vivir con el virus; expertos en salud apuntan a que puede ser una medida apresurada ya que la variante Delta podría estar relacionada con un aumento de hospitalización de niños, niñas y adolescentes.

Más de 12 millones de estudiantes y 866.000 docentes volvieron a los salones de Francia este jueves 2 de septiembre. Y para marcar el comienzo de las clases presenciales, el presidente Emmanuel Macron visitó una escuela en Marsella. Esto como parte de una visita de tres días a la ciudad sureña para abordar cuestiones de seguridad, educación y vivienda.

Desde allí, el mandatario francés catalogó como “una victoria” la apertura de las escuelas. “Debemos seguir viviendo, educando y aprendiendo con el virus”, precisó Macron.

A su vez, le hizo un llamado a los adolescentes para que se vacunaran. “Necesitan seguir vacunándose y necesitan, incluso si sé que es un poco desagradable, seguir usando una máscara en el aula, lavarse las manos y mantener la distancia”, dijo Macron a los niños franceses, como se evidencia en un video publicado en las redes sociales.

Pero la vacunación ha sido precisamente una de las mayores críticas de quienes consideran que el regreso a la presencialidad para los estudiantes de primaria y secundaria fue apresurado porque no todos tienen el esquema completo.

Alrededor del 47% de los menores entre 12 a 17 años tienen ambas dosis de la vacuna contra el Covid-19 y un 63% ha recibido al menos una de las inoculaciones. Esto preocupa a un sector de la población por la posibilidad de que el virus se propague más rápido, especialmente ahora que volverán a la escuela después de las vacaciones de verano.

Expertos señalan el riesgo de reabrir las escuelas de Francia en medio de la variante Delta

Muchos temen que se reviertan los avances que se han logrado lentamente. Y es que Francia pasó de más de 23.000 contagios diarios a mediados de agosto a 17.000 en la actualidad.

La preocupación aumenta cuando se tiene en cuenta la variante Delta que, en Francia, es la predominante con un 98% de incidencia según un colectivo de especialistas de la salud que, desde hace dos semanas, escribieron un artículo en 'Le Monde' para advertir del riesgo de las clases presenciales.

Los expertos señalan que “la tasa de hospitalización entre 0 y 19 años aumenta en los países donde la variante Delta es dominante”, como en Francia. También sostienen que ya la cantidad de hospitalizaciones entre niños de 0 a 9 años es “el doble de lo que era el año pasado” en la misma fecha, y “el cuádruple” entre los de 10 a 19 años.

En cuanto a los docentes, cerca de un 78% tiene el esquema de vacunación completo. Ellos sostienen que la vacunación no es obligatoria ni para los estudiantes ni para los profesores. “Es su elección”, señaló Julie Bouvry, la directora de la escuela de Rodin, ubicada en el centro de París. Bouvry aclaró que si un alumno no está vacunado y está en contacto con alguien que contrajo Covid-19, tendrá que quedarse en casa.

Otra de las obligaciones que deberán cumplir los alumnos es que todos los que tengan más de 6 años deberán portar mascarilla al momento de asistir a la escuela.

Con Reuters y AP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente