"De clase obrera, no": la revelación del multimillonario Sunak que lo deja todo claro

Ay, la hemeroteca. Qué difícil escapar de ella. Todos tenemos un pasado y los políticos, también. Cuando alguien llega a un alto cargo, se mira con lupa lo que dijo e hizo. Y eso es lo que está pasando con Rishi Sunak, el flamante primer ministro de Reino Unido por el Partido Conservador. En las redes sociales se están rescatando no sólo las polémicas de su gestión, que algunas sonadas ha tenido, sino también algunos desbarres de cuando no se había ni afiliado a los tories.

Por ejemplo, ha salido a la luz una entrevista que dio a la BBC en marzo de 2001, grabada en su casa, junto a su padre, Yashvir Sunak, médico de familia, en la que el veinteañero (nació en marzo de 1980) habla de sus amistades, tras mostrar fotos de su estancia en elitistas colegios como el Winchester College. En un entorno claramente acomodado, afirma: ”Tengo amigos que son aristócratas, tengo amigos que son de clase alta, tengo amigos que son de clase trabajadora”. Y, entonces, se desdice: “Pero... no, no de clase trabajadora”. La sonrisa nerviosa de su padre, que se revuelve en el sofá y mira a algún lado (¡corten eso!, ¿eso no va a emitirse, verdad?, parece que dice), lo dice TODO.

“Condenados a estar gobernados por gente que no ha olido la realidad”, “Para sorpresa de NADIE”, “La marginación no la produce el racismo tanto como la aporofobia” o “Disfrutad de lo votado, Clases trabajadoras británicas!”, son algunas de las reacciones a este vídeo registradas en redes como Twitter.

Según informaciones de AFP, la fortuna de Sunak, de 42 años, y su esposa se estima en unos 730 millones de libras, que equivaldría a unos 860 millones de euros. Sólo por comparar, los activos del flamante rey británico, Carlos III, se calculan en unos 500 millones de euros, de acuerdo con Forbes.

Sunak estudió en el Winchester College de Inglaterra, un elitista internado privado para chicos, y cursó política, filosofía y economía en las universidades de Oxford y Stanford, en Estados Unidos. Allí conoció a su esposa Akshata Murty, también de origen indio, hija del confundador del gigante tecnológico Infosys, y hasta hace poco sin domicilio fiscal en Reino Unido, gracias a lo cual evitaba pagar grandes sumas de impuestos.

Antes de entrar en política, Rishi Sunak se hizo rico trabajando en firmas como Goldman Sachs, y en mayo se convirtió en el primer político británico de alto nivel en entrar en la lista de las grandes fortunas que elabora el Sunday Times.

Quien espere de él medidas progresistas o socialdemócratas, que espere sentado...

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR