España sale muy mal parada en el ranking de ciudades europeas con mayor tasa de mortalidad por gases contaminantes

TresB

El aire que respiramos, especialmente en las grandes ciudades o en localidades con mucha industria, contiene sustancias que pueden causar enfermedades respiratorias, coronarias o de otro tipo que, en determinadas ocasiones, llegan a ser letales. Por ello, vivir en zonas muy contaminadas significa también tener un mayor riesgo de muerte.

Un estudio liderado por el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal) y publicado en la revista ‘The Lancet Planetary Health’ ha estimado la carga de mortalidad atribuible a la contaminación del aire en 858 urbes y áreas metropolitanas europeas y varias ciudades españolas no salen bien paradas. El ranking que se refiere a la mortalidad asociada al dióxido de nitrógeno (NO₂) lo lidera Madrid y Barcelona y Mollet del Vallès aparecen también entre las 10 primeras. Para elaborar la clasificación se tienen también en cuenta otros factores como la cantidad de población y la esperanza de vida en cada lugar.

El informe estima que si las ciudades analizadas fueran capaces de cumplir los niveles recomendados por la Organización Mundial de la Salud de NO₂ (40 µg/m³) y de partículas finas PM2.5 (10 µg/m³) se podrían evitar 900 y 51.000 muertes prematuras cada año, respectivamente.

Más historias que te pueden interesar: