Cisma en el mundo 'foodie': ¿qué ha pasado entre Sezar Blue y Cenando con Pablo?

Sezar Blue y Cenando con Pablo en un vídeo de diciembre de 2021
Sezar Blue y Cenando con Pablo en un vídeo de diciembre de 2021

Sezar Blue y Cenando con Pablo en un vídeo de diciembre de 2021

Sorpresa generalizada en Twitter e Instagram por el inesperado intercambio de comentarios entre dos de los creadores de contenido de comida más famosos de España: Sezar Blue —con más de 400.000 suscriptores en Youtube y Cenando con Pablo, que acaba de superar el medio millón.

La liebre saltó martes 1 de noviembre con una publicación en Instagram de Sezar Blue donde puso una foto en blanco con un texto que ha provocado un auténtico incendio en las redes sociales.

En ese texto, el creador de contenido mostró su hartazgo con el hecho de que Instagram “sea un anuncio tras otro” de la gente a la que sigue: “Anuncios encubiertos en los que me tratan de hacer creer que esos restaurantes o esos productos son maravillosos y son descubrimientos que han encontrado por casualidad, que les encantan y que me lo quieren recomendar porque soy su seguidor”.

Añadió Blue iba a hacer “una buena criba” de toda la gente “que trata de engañarme para ganar dinero a costa de mis likes, mis comentarios y mi follow”.

Lamentó el creador de contenido que hay cuentas dedicadas a la comida en las que se incumplen las normas de Instagram puesto que, según él, hay influencers que hacen anuncios encubiertos y no avisan de que en realidad están haciendo publicidad de un restaurante.

“Se sirven de esta plataforma para ganar miles de euros cada mes… no les interesa decir que es una colaboración pagada por el temor de que Instagram penalice sus cuentas y les reste alcance, y que no puedan seguir vendiendo su humo a precio de oro”, señaló.

Y sentenció: “Y por último: si te he dejado de seguir entre ayer y hoy… igual eres del club de los vende humos, no te molestes en preguntar: PASO DE TI”.

A ese comentario respondió Pablo Cabezali, conocido como Cenando con Pablo y amigo de Sezar Blue. De hecho, los dos acaban de volver de un largo viaje por la famosa Ruta 66 donde han grabado contenido para sus diversos canales de Youtube.

“El lobo siempre es el malo si es Caperucita quien te cuenta la historia. No te voy a dar ni un minuto de fama. Llegará el momento que te des cuenta de lo enormemente que se te ha pirado. Saludos”, respondió Pablo.

En stories, poco después del revuelo, Sezar Blue se dirigió directamente a los restaurantes que se prestan a este tipo de cosas: “Si tú eres un restaurante contratas a un influencer para que haga una reseña y no le pides que cumpla la ley y ponga que es una colaboración pagada tú también estás engañando a tus clientes y a todo el mundo”.

Un día después, Sezar se ha mostrado orgulloso del alcance que ha tenido su publicación y espera que después de su queja se puedan cambiar las cosas. Ha señalado además que su post no va en contra de nadie y ha pedido ayuda a sus seguidores para saber con qué organismo puede contactar para hacer que se cumplan las normas.

En Twitter, esto ha provocado un auténtico tsunami de reacciones.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR