Cientos de sudafricanos se acercan para despedir a Desmond Tutu en la capilla ardiente

·4 min de lectura

El ataúd con el cuerpo del reconocido premio Nobel de Paz por su lucha contra la segregación racial y el 'Aparthed' llegó a Ciudad del Cabo este jueves. Cientos de ciudadanos se acercaron a despedir al arzobispo emérito, cuyo funeral se celebrará el próximo 1 de enero.

Este jueves 30 de diciembre, la catedral de San Jorge de Ciudad del Cabo, al suroeste de Sudáfrica, acogió la capilla ardiente con los restos del arzobispo Desmond Tutu.

Cientos de sudafricanos se presentaron entre las 09:00 y 17:00 hora local para despedirse del premio Nobel de la Paz e ícono de la lucha contra la opresión racista del 'Apartheid'.

El ataúd de madera, a pedido expreso de Tutu, quien pidió antes de fallecer un funeral austero, llegó a la catedral a primera hora de la mañana.

Un fuerte dispositivo de seguridad escoltó el féretro, que fue recibido por Thabo Makgoba, actual arzobispo de Ciudad del Cabo y líder de la Iglesia anglicana del sur de África, y otros sacerdotes.

Tanto la familia del líder religioso como cientos de personas se concentraron en la catedral para decirle adiós al reconocido activista por los derechos humanos.

Su familia y la comunidad se despiden de Tutu

El nieto de Tutu, Xabiso Gxashe, ofreció unas palabras al inicio de la congregación. "Nos ha tranquilizado la gran cantidad de amor, oraciones y apoyo que han llegado de todo el mundo. Esta catedral ocupaba un lugar especial en el corazón de mi abuelo", dijo.

Gxashe agregó que la "comunidad está especialmente en el corazón de nuestra familia, y estamos agradecidos de poder estar aquí y experimentar en nombre de nuestra familia, el amor por nuestro Khulu (abuelo)".

Una de las presentes en la catedral dijo a la televisión pública SABC que Tutu "era realmente un regalo enviado por Dios a esta parte de Sudáfrica".

La capilla ardiente pública estaba prevista para llevarse a cabo solo el viernes. Sin embargo, la Fundacion Tutu decidió alargar las despedidas, dada la gran cantidad de personas que desean rendirle tributo al Nobel de la Paz.

Johannesburgo también homenajea y despide a Tutu

En paralelo, varios fieles celebraron un funeral simbólico en la catedral de Santa María de Johannesburgo. Tutu vivió en esta urbe entre los años 1970 y 1980, en un periodo intenso del ‘Apartheid’.

La alcaldesa de Johannesburgo, Mpho Phalatse, manifestó durante la ceremonia que uno de los nietos de Tutu le había dicho que no tenía idea de cuán icónico era su abuelo hasta ver la gran cantidad de personas que acuden a despedirlo. "Esto para mí da testimonio del tipo de hombre humilde y simple que era él", dijo la mandataria.

Además, reveló que el Ayuntamiento está evaluando la posibilidad de nombrar la zona de esta catedral como el "Distrito Desmond Tutu".

La Fundación Tutu también realizó un evento de despedida en Ciudad del Cabo. Asistieron amigos del religioso anglicano, la expresidenta irlandesa Mary Robinson, miembros de la familia de Nelson Mandela, entre otros.

Graça Machel, activista y viuda de Nelson Mandela, resaltó que "el arzobispo es el último" de la generación de líderes que junto a Mandela encabezaron la lucha contra el 'Apartheid'. "Cuando celebramos su vida también celebramos a todos esos otros líderes que Sudáfrica produjo (...) Es una generación que nos legó la libertad", añadió.

¿Quién fue Desmond Tutu?

Tutu nació en Klerksdorp, Johannesburgo, en 1931. En 1984, recibió el premio Nobel de la Paz por su lucha contra la opresión racial del 'Apartheid'.

Tutu también se caracterizó por defender los derechos humanos. Entre ellos, los de las personas LGBT y la eutanasia. "Si eres neutral en situaciones de injusticia, has elegido el lado del opresor. Si un elefante tiene su pie en la cola de un ratón y dices que eres neutral, el ratón no agradecerá tu neutralidad", decía.

También luchó contra la corrupción y el cambio climático. Sin embargo, en los últimos años se alejó de la vida pública debido a su avanzada edad y a problemas de salud, entre ellos, un cáncer de próstata. El arzobispo falleció a los 90 años el pasado 26 de diciembre.

La capilla ardiente de la catedral de San Jorge se mantendrá abierta al público el jueves y el viernes. Su funeral se llevará a cabo el 1 de enero de 2022.

Con EFE y AP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente