Chicharito Hernández y sus actitudes que lo alejan de los dioses inmortales del fútbol

·7 min de lectura
Chihcarito Hernandez se ha convertido en uno de los jugadores más criticados del momento por sus actitudes frente a sus aficionados (Foto de: Patrick T. FALLON / AFP) (Foto de: PATRICK T. FALLON/AFP via Getty Images)
Chihcarito Hernandez se ha convertido en uno de los jugadores más criticados del momento por sus actitudes frente a sus aficionados (Foto de: Patrick T. FALLON / AFP) (Foto de: PATRICK T. FALLON/AFP via Getty Images)

Los reflectores se han dirigido hacia Javier "Chicharito" Hernández, y esta vez no fue porque surgiera un nuevo capítulo de la novela que ha construido junto con Gerardo Martino y la Selección Mexicana, ni porque de nuevo despuntó en sus cuentas goleadoras. En esta ocasión, el máximo goleador del tricolor se ha visto envuelto en un par de polémicas que han tomado revuelo en las redes sociales y llenan de desilusión a gran parte de sus propios aficionados.

La primera controversia surgió en las primeras horas del martes pasado. Mediante un video en redes sociales se puede ver cómo el artillero mexicano se deshace de un niño aficionado que se le acerca para pedirle una fotografía. El futbolista mexicano se negó rotundamente y siguió su camino, pero apenas unos pasos después, un tumulto de aficionados se acumuló frente a él para poder conseguir algún recuerdo. No obstante, Chicharito mantuvo su postura. Las imágenes fueron captadas después de la derrota del LA Galaxy a manos del FC Dallas. Lo curioso del momento es que los aficionados que esperaban a Hernández eran aficionados del equipo de Dallas, pero la imagen de superestrella de Javier Hernández es única para el público latino.

El segundo acto que puso de nueva cuenta a Hernández entre la polémica fue otro video en el que se le observa al canterano de Chivas repartiendo autógrafos después de un encuentro. Sin embargo, uno de los aficionados le ofrece una bandera de México como lienzo para que ahí estampe su firma, pero el delantero del Galaxy tomó la bandera y la arrojó al suelo con desinterés.

Ambos episodios dividieron a la afición y a los expertos. Algunos señalaban que fue correcta su decisión por protocolos, pero la mayoría de los cometarios señalaron que las acciones del jugador fueron un acto de soberbia. El periodista José Ramón Fernández, una de las personas más respetadas dentro del mundo deportivo en México, se pronunció al respecto mediante su cuenta de Twitter: “Esas actitudes son las que harán que el Chicharito jamás sea un Grande. Mal, muy mal”. José Ramón, hacía referencia a las muestras de humildad que el jugador pudiera mostrar a su afición. David Faitelson también se manifestó al respecto en sus redes y en el programa de ESPN, Futbol Picante, declaró que el LA Galaxy mantiene dichas regulaciones por cuestiones de la pandemia.

En muchas ocasiones, la vanidad agiganta el ego de personalidades con gran envergadura. La humildad respeta las diferencias, pero más que eso, la humildad sabe escuchar, genera empatía y produce confianza en una audiencia masiva. Eso, tiempo atrás, llevó a Chicharito a convertirse en la insignia de los aficionados mexicanos: el jugador mexicano humilde que destacaba en Europa. Alrededor del mundo y a lo largo de la historia existen jugadores de élite que también han dado muestra de que lo único que no pueden hacer frente a sus fans es tener una mala actitud. Se dice que Chicharito rechazó las fotografías con sus aficionados por estrictos protocolos sanitarios, los mismos que hay en todo el mundo y que, hace un par de días, a Lionel Messi no le importaron para poder complacer a un menor con una selfie. Vaya, incluso en México, Jorge Campos es uno de los ex futbolistas más recordados por la afición mexicana debido a sus excentricidades, carisma y trato con todo mundo.

Javier Hernández, después de darse a conocer ambas acciones, intentó mostrar otra versión de los hechos y se “defendió” dando retweets a publicaciones donde algunos aficionados destacan que el jugador mexicano es accesible con todos aquellos que le piden algún autógrafo.

Actitudes que le jugaron en contra

Durante tres años, la relación de Hernández y la Selección Mexicana quedó totalmente resquebrajada por el enfrentamiento mediático que el jugador sostenía con el técnico nacional. Sin embargo, este último siempre fue firme en su postura y puso un ejemplo con la desatención e indisciplina que Chicharito tuvo con el grupo.

Las disculpas entre Gerardo Martino y Javier llegaron mucho tiempo después, cuando ya era irremediable la situación. Aunque muchos pedían de vuelta al máximo goleador del Tri, este no se hizo presente para responsabilizarse de las acciones que cometió en 2019 y que lo privaron de seguir formando parte de las convocatorias del Tata. Si Hernández no hubiera presentado una actitud negativa, probablemente estaría contemplado para Qatar 2022.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR I EN VIDEO:

Los extraños incendios en los trenes del Metro CDMX, ¿qué está pasando?

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente