Charlene de Mónaco como nunca la habíamos visto junto a Alberto II

·4 min de lectura
MONACO, MONACO - MAY 07: (EDITOR'S NOTE : NO TABLOIDS WEB & PRINT)  Princess Charlene of Monaco, Prince Albert II of Monaco, Prince Jacques of Monaco and Princess Gabriella of Monaco attend the Sainte Devote Rugby Tournament on May 07, 2022 in Monaco, Monaco. (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)
Charlene se mostró cómplice y sonriente constantemente con Alberto II y los niños (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)

Charlene de Mónaco se ha ganado a pulso a lo largo de los años el apodo coloquial que la dibuja como ‘La Princesa Triste’ y es que su mirada perdida, su expresión melancólica de tristeza reprimida y su gesto serio no han faltado a lo largo de su matrimonio con Alberto II.

El príncipe, en cambio, siempre suele posar sonriente al lado de su mujer y de sus hijos pero ella, ni siquiera en las fotografías de familia más icónicas como las de su viaje a Sudáfrica o, más reciente, las de mediados del mes pasado con el posado oficial de Pascua, consigue esbozar esa sonrisa… hasta ahora.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

MONTE-CARLO, MONACO - NOVEMBER 19: Princess Charlene of Monaco, Prince Albert II of Monaco, Prince Jacques of Monaco and Princess Gabriela of Monaco attend the Monaco National Day on November 19, 2019 in Monte-Carlo, Monaco. (Photo by Pascal Le Segretain/Getty Images)
Ni siquiera en el día Nacional de Mónaco logró mantener una sonrisa para el pueblo (Photo by Pascal Le Segretain/Getty Images)

Tras haber estado ingresada y recibir el alta para recuperarse en su apartamento, Charlene de Mónaco ha vuelto a la vida pública. El primer acto tuvo lugar el 30 de abril y la seguimos viendo triste y afligida, sin lograr sonreír, tanto es así que algunos expertos en lenguaje no verbal aseguraron que estaba “inmensamente triste”.

De esta primera y esperada reaparición llamaron la atención dos cosas: su actitud y expresión de desolación y su nuevo corte de pelo pifie con tono rubio platino alejado del ceniza que lució en el continente africano.

MONACO, MONACO - APRIL 30: Prince Albert II of Monaco and Princess Charlene of Monaco attends the 2022 Monaco E-Prix Round 6 on April 30, 2022 in Monaco, Monaco. (Photo by Arnold Jerocki/WireImage)
El 30 de abril, en su primera aparición, seguía triste y desorientada (Photo by Arnold Jerocki/WireImage)
MONACO, MONACO - APRIL 30: Princess Consort of Monaco Charlene Wittstock is seen at ABB FIA Formula E World Championship In Monaco on April 30, 2022 in Monaco, Monaco. (Photo by Daniele Venturelli/Getty Images)
Especialistas en lenguaje no verbal dijeron que Charlene tenía una inmensa tristeza (Photo by Daniele Venturelli/Getty Images)

Hasta el 30 de abril, todo en la línea de la princesa de Mónaco pero ahora ha tenido lugar una segunda aparición pública, ¡y ni rastro de la Princesa Triste! Charlene me ha dejado con la boca abierta con su sonrisa casi permanente, tanto con sus hijos, como con el equipo de rugby al que fueron a visitar, como con su esposo Alberto.

Hacía mucho tiempo (de hecho no logro recordar una estampa igual) que no veíamos a la exdeportista tan entregada a sonreír en público. Eso sí, otra cosa sería entrar a analizar si su sonrisa era natural o algo forzada.

Quizá el equipo que asesora al ‘royal’ del principado monegasco se ha hartado de que la prensa siempre se haga eco de la cara de acelga cocida que pone Charlene en los eventos públicos y le han pedido amablemente que intentara sonreír, eso ya no lo sabremos pero una cosa está clara, ¡el cambio es muy notable!

MONACO, MONACO - MAY 07: (EDITOR'S NOTE : NO TABLOIDS WEB & PRINT)  Princess Gabriella of Monaco, Princess Charlene of Monaco and Prince Jacques of Monaco attend the Sainte Devote Rugby Tournament on May 07, 2022 in Monaco, Monaco. (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)
Charlene de Mónaco ha estado tremendamente sonriente en su evento de rugby (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)
MONACO, MONACO - MAY 07: (EDITOR'S NOTE : NO TABLOIDS WEB & PRINT)   Princess Charlene of Monaco, Prince Albert II of Monaco, Prince Jacques of Monaco and Princess Gabriella of Monaco pose with the Under-12 Rugby team of Monaco, winners of the game during the Sainte Devote Rugby Tournament on May 07, 2022 in Monaco, Monaco. (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)
Una sonrisa insólita a la que no nos tiene acostumbrados (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)
MONACO, MONACO - MAY 07: (EDITOR'S NOTE : NO TABLOIDS WEB & PRINT)  Princess Charlene of Monaco, Prince Albert II of Monaco, Prince Jacques of Monaco and Princess Gabriella of Monaco attend the Sainte Devote Rugby Tournament on May 07, 2022 in Monaco, Monaco. (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)
Charlene no ha parado de sonreír posando junto a su familia (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)
MONACO, MONACO - MAY 07: (EDITOR'S NOTE : NO TABLOIDS WEB & PRINT)  Princess Charlene of Monaco attends the Sainte Devote Rugby Tournament on May 07, 2022 in Monaco, Monaco. (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)
Entre el cambio de look y de actitud, Charlene de Mónaco está irreconocible. (Photo by Pascal Le Segretain/SC Pool - Corbis/Getty Images)
MONACO, MONACO - MAY 07: (EDITOR'S NOTE : NO TABLOIDS WEB & PRINT) Princess Charlene of Monaco, Prince Albert II of Monaco, Gareth Wittstock, Prince Jacques of Monaco and Princess Gabriella of Monaco attend the Sainte Devote Rugby Tournament on May 07, 2022 in Monaco, Monaco. (Photo by Pascal Le Segretain/Getty Images)
La princesa está cambiada, Charlene podría haberse sometido a algún retoque estético. (Photo by Pascal Le Segretain/Getty Images)

Sin ser malpensados otra teoría podría ser que realmente Charlene sea feliz al fin y que se haya curado en la clínica de salud mental en la que se publicó que estaba internada. Este sería un final de cuento de hadas para una mujer a la que, en su día, llamaron ‘novia a la fuga’ y es que corre la leyenda de que intentó huir antes de casarse con Alberto II y la retuvieron en el aeropuerto.

A sus 44 años y con tanta responsabilidad sobre la espalda, lo mejor que le puede pasar a Charlene es que acepte su vida pública y familiar para comenzar a ser feliz o, por el contrario, que si no lo es dé el golpe definitivo sobre la mesa y haga las maletas para siempre…. por ahora, la vemos sonreír, que ya es un primer paso.

Te puede interesar...

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente