Un cementerio de taxis vuelve a la vida convertido en huerto

La pandemia de coronavirus ha afectado a casi todos los sectores económicos y uno de ellos es el de los taxis. En un lugar tan turístico como Bangkok, Tailandia, hay al menos 200 en desuso y aparcados en un estacionamiento de la ciudad. Muchos de ellos todavía tienen préstamos pendientes.

Allí están ejerciendo ahora una nueva labor. Sus techos y capós son el escenario en el que se asientan mini huertos en los que se cultivan berenjenas, calabacines, pepinos o albahaca. También en este particular cementerio de vehículos se han creado estanques para ranas dentro de los neumáticos.

El objetivo es que todos estos productos ayuden a la alimentación de conductores y trabajadores desempleados. Si hubiera excedente, el plan es venderlo en los mercados locales.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente