Castilla y León pasará a LA fase 1 "animada" por el Gobierno y los datos

Valladolid, 21 may. (EFE).- La consejera de Sanidad de Castilla y León, Verónica Casado, ha sostenido este jueves que todas las provincias de la región pasarán el lunes a fase 1 "tranquilamente" tras ser "animada" por el Ministerio de Sanidad, como consecuencia de los "buenos datos".

Aunque la reunión bilateral de la Junta con el Ministerio para analizar esta propuesta de desescalada para la próxima semana es esta tarde, Casado ha dado por hecho que será aceptada, a expensas de una serie de cuestiones de movilidad que van a preguntar.

Estas dudas sobre la movilidad tienen que ver con que, desde el lunes y como consecuencia del cambio de criterio geográfico a provincial, las 26 zonas básicas de salud que ya estaban en fase 1 desde el 11 de mayo pasarán a fase 2 el lunes y la Junta no tiene claro cómo actuar en las provincias con esta variabilidad de fases.

Pero tanto la consejera como el vicepresidente y portavoz de la Junta, Francisco Igea, también presente en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, han defendido que pese al nuevo avance por provincias, la vigilancia de los casos seguirá siendo en las zonas básicas de salud, que podrán retroceder en las fases de desescalada si se produce algún rebrote puntual.

En este sentido, Igea ha defendido que el cambio de fase es "la consecuencia de la situación epidemiológica" de cada zona básica de salud y cada provincia, "no por presión política o económica", ya que "no existe la dicotomía entre salud y economía".

Atender a condicionantes económicos o políticos y anteponerlos a los criterios sanitarios "sería un gravísimo error que colocaría en riesgo a toda la Comunidad", ha remarcado el vicepresidente, quien ha reflexionado sobre el peligro de la pérdida del "prestigio" asociado a la gestión de la crisis del coronavirus, tanto a nivel nacional como autonómico.

Aunque ha remarcado que la mayor pérdida son las más de 3.000 personas fallecidas en Castilla y León por el coronavirus, Igea ha afirmado que los países o comunidades no tendrán "futuro" si cometen errores en la desescalada y vuelven a aparecer entre los territorios con mayor letalidad.

El vicepresidente ha defendido que son una región que aplica "el rigor científico", por lo que ha antepuesto los criterios sanitarios, ya que un rebrote "supondría un serio revés económico para todo el país y la Comunidad".

En este sentido, ha defendido la actuación de la Junta y ha dicho que "no dimitirá la directora general de Salud Pública" como ocurrió en la Comunidad de Madrid al no aceptar el Gobierno autonómico sus criterios científicos, sino que en todo caso de ocurrir eso dimitiría "el vicepresidente", en referencia a él mismo.

"Estamos en un momento histórico, quedará en las páginas de la historia y todos quedaremos retratados en ella", ha afirmado Igea, convencido de que se están mostrando como una comunidad "seria, que cree en la ciencia y es capaz de pactar y acordar" en beneficio del bienestar de los ciudadanos.

De hecho, ha hecho referencia a la reunión que ayer mantuvo la Junta con alcaldes y presidentes de Diputación de la Comunidad y ha asegurado que ahí se evidenció que en Castilla y León hay "muchos políticos con mayúsculas", aunque ha dejado varias críticas al alcalde de Valladolid, Óscar Puente, entre otras por no quedarse a escuchar las respuestas a las cuestiones que planteó él mismo.

(c) Agencia EFE