Castilla y León declara del 30 de julio al 5 de agosto nueva alarma por los incendios

·3 min de lectura

Valladolid, 29 jul (EFE).- La Junta de Castilla y León ha declarado del 30 de julio al 5 de agosto un nuevo periodo de alarma ante el riesgo de incendios forestales debido a una situación de calor extremo en la comunidad autónoma, han informado este viernes fuentes de la administración autonómica.

Las nueve provincias de Castilla y León se encuentran, por tanto, ante una nueva y grave situación de riesgo por incendios forestales, con temperaturas máximas que oscilarán según territorios entre los 35 y 38 grados, similar al anterior periodo de alarma, ordenado entre los pasados 20 y 24 de julio.

Las temperaturas subirán siete grados por encima de los valores propios de esta época y la vegetación acumula ya una elevada proporción de sequedad, hasta el punto de que buena parte de la comunidad autónoma figura con una humedad inferior al cincuenta por ciento.

A partir del próximo lunes, una nueva masa de aire caliente penetrará en el territorio autonómico que provocará la elevación de las temperaturas máximas y mínimas, con el consiguiente riesgo de incendios forestales.

Por todo ello, la Junta de Castilla y León ha pedido a la población que extreme las medidas de precaución y prudencia, especialmente entre el 1 y el 3 de agosto, y encarecido que comunique con el teléfono de emergencias 112 la posible existencia de incendios forestales.

Esta resolución conlleva la prohibición del uso de barbacoas, el empleo de ahumadores en la actividad apícola, la suspensión de las autorizaciones para el lanzamiento de fuegos artificiales y en el monte, dentro de una franja de 400 metros del terreno rústico que lo circunde, no se podrá utilizar maquinaria que despida chispas como sopletes, soldadoras y radiales.

Queda prohibido igualmente la utilización en el monte de aperos arrastrados o suspendidos siempre que se introduzcan en el suelo o eliminen vegetación por roce, golpeo y machacado como son las gradas, cultivadores o desbrozadoras provistas de dientes, martillos o cadenas.

Entre las 10 y 22 horas de los días señalados tampoco se podrá emplear maquinaria propulsada por cadenas u otra que las utilice para recubrir neumáticos, según las mismas fuentes.

En el instante en que la temperatura supere los treinta grados y la velocidad del viento rebase los 30 kilómetros por hora no se podrá utilizar maquinarias del tipo cosechadora y empacadora.

En todo caso, para este tipo de faenas agrícolas se recomienda extremar las precauciones y disponer de los medios de extinción y el personal suficientes para controlar los posibles incendios que se puedan originar por esa actividad.

Sí está autorizado el uso de motosierras siempre que se cuente con medios de extinción adecuados en el lugar donde se trabaje y que sus lugares de mantenimiento, si son en el monte, se mantengan limpios de vegetación en un radio de al menos dos metros y con medios de extinción.

Los campamentos juveniles podrán seguir con su funcionamiento habitual extremando la vigilancia y las medidas preventivas, y teniendo especial prudencia en el uso de generadores, motores y cocinas de campamento.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente