Cantabria celebra los 30 años de su "antes y después" cultural

Agencia EFE
·3 min de lectura

Santander, 29 abr (EFE).- Cantabria ha homenajeado este jueves, en su 30 aniversario, al Palacio de Festivales, que marcó un "antes y después" para la cultura cántabra, y lo ha hecho con un acto con los presidentes de los gobiernos regionales que construyeron o impulsaron la actividad de esa institución.

El 29 de abril de 1991 abrió sus puertas este Palacio de Festivales de Cantabria, diseñado por el arquitecto Francisco Saez de Oíza, y que el actual presidente regional, Miguel Ángel Revilla, considera "motivo de orgullo" para la comunidad autónoma.

El jefe del Gobierno cántabro ha reconocido "a quienes tuvieron la genialidad de imaginar esta obra y mantenerla viva con actividad permanente, dándole prestigio ininterrumpidamente", y especialmente ha recordado a los fallecidos expresidentes de Cantabria, Juan Hormachea y Jaime Blanco.

Del primero, Revilla ha dicho que fue un "factor fundamental" en la ejecución del proyecto, y con Jaime Blanco ha recordado que se inauguró el Palacio de Festivales.

También ha citado a Ángel Díaz de Entresotos, José Joaquín Martínez Sieso e Ignacio Diego, estos dos últimos presentes en el acto junto a las esposas de Entresotos y Blanco.

Precisamente, en honor de todos los presidentes de los últimos 30 años y de sus gobiernos se ha descubierto una placa por su "promoción y difusión de las artes escénicas y musicales" en el Palacio de Festivales, "haciendo de este centro el corazón de la cultura de Cantabria".

El vicepresidente regional y consejero de Cultura, Pablo Zuloaga, ha reivindicado el papel de la cultura como espacio de diálogo y como elemento de unidad de la sociedad y ha asegurado que es "la mejor vacuna contra la pandemia del odio, la intolerancia y el desprecio a las ideas de los demás".

El vicepresidente ha focalizado esos valores de la cultura en el Palacio de Festivales, un edificio que, a su juicio, es un símbolo y un espacio de unión en torno a "una cultura de calidad, pública, sostenible y exponente del trabajo bien hecho".

También se ha referido al liderazgo que ha asumido el Palacio en sus 30 años de historia, con especial mención al período de pandemia, en el que, gracias al esfuerzo de los profesionales y del sector cultural, se ha hecho "realidad el mensaje de que la cultura es segura".

Y ha reivindicado el trabajo desarrollado por todos los profesionales que han integrado el equipo humano del Palacio de Festivales durante sus 30 años de historia.

También el vicepresidente ha hecho extensible ese agradecimiento a todos los presidentes autonómicos que han dirigido el Gobierno de Cantabria en los últimos 30 años, como legítimos representantes de las generaciones que en este período han crecido disfrutando de una oferta musical, teatral y artística a la vanguardia de las creaciones nacionales e internacionales.

Una oferta integrada por los principales artistas de las artes escénicas de las últimas tres décadas, que ha cumplido el ambicioso objetivo que se marcó el Palacio de Festivales al inicio de su andadura y centrado en la desestacionalización de la oferta cultural de Cantabria más allá de los meses de verano, según ha asegurado Pablo Zuloaga.

Para el futuro, el vicepresidente y titular de Cultura del Ejecutivo cántabro ha recordado la puesta en marcha de un plan de mejoras estructurales, con una inversión de unos 2 millones de euros, que permitirá modernizar el interior del edificio, crear nuevos espacios culturales y urbanizar el entorno del Palacio de Festivales.

Por Pablo G.Hermida

(c) Agencia EFE