Un calor tan insoportable puede hacer que tu aire acondicionado pierda potencia

·3 min de lectura

Aunque sea verano, el calor que está haciendo no es normal. Sí, hemos vivido olas de calor anteriormente, de la misma forma que ha habido olas de frío antes de Filomena. Lo que sucede es que estos fenómenos extremos se dan cada vez con más frecuencia y de manera más intensa. Y sí, debemos alarmarnos, porque el motivo por el que ocurre es el cambio climático. Hace unos años, el concepto ‘ola de calor’ resonaba una vez o dos a lo largo del periodo estival, pero ahora no hay quién se lo quite de encima y hace ya varios meses que convivimos con temperaturas anómalas y exageradamente altas fuera la época del año que fuese.

Estos episodios de calor extremo nos mantienen encerrados en casa, porque se hace casi imposible salir a la calle durante ciertas horas del día. Y si eres muy afortunado, y dispones de uno, seguramente habrás encendido el aire acondicionado. Pero tampoco tu aparato está hecho para aguantar las altas temperaturas de la ola de calor, así que igual se te ha parado o has notado que ha perdido potencia durante las últimas semanas.

También de interés:

Un calor tan insoportable puede hacer que tu aire acondicionado pierda potencia. Foto: Getty Creative
Un calor tan insoportable puede hacer que tu aire acondicionado pierda potencia. Foto: Getty Creative

¿Se te ha parado el aire en medio de la tarde? ¿Notas que la ventilación sale sin refrigerar? ¿Te hace el mismo efecto que un ventilador? Si le ha ocurrido esto a tu aire acondicionado tienes que saber que es más común de lo que piensas. Esto se debe casi con total probabilidad a dos cuestiones: o a una falta de mantenimiento o a que las máquinas no están preparadas para soportar las temperaturas extremas registradas durante la ola de calor.

Está ocurriendo en muchas casas, especialmente en aquellas en las que las máquinas de aire están al descubierto, más si son antiguas o de bajo coste. Las instalaciones de aire se están rompiendo porque no están preparadas para aguantar el calor durante las horas centrales del día. Colocar tu aire acondicionado en un lugar sin sombra es un error grave, que es muy probable que conduzca a un rendimiento bajo del aparato.

Enciendes el aire, y con todo el dinero que te cuesta, lo que sale es ventilación, no aire frío. Incluso, si lo has encendido durante las horas de más calor del día, puede que tu máquina haya colapsado y se haya apagado. Una gran faena si lo que buscamos es un desahogo de las temperaturas infernales de exterior. Pero hay forma de prevenirlo.

En primer lugar, lo que debes saber es que los aparatos deberían estar adaptados al clima de cada ciudad. No tiene nada que ver el calor en Córdoba, Sevilla o Madrid con el de Benidorm, Cádiz o Palma o el de Santander, Oviedo o Bilbao. Las máquinas trabajan en un rango de temperatura y a partir de 40ºC o 50 ºC –temperaturas que se han superado en muchos lugares del país– tienen que hacer un esfuerzo mucho mayor cuando están encendidas. Sobre todo, los objetos que están expuestos al sol, puesto que absorben el calor. Así que puede que la máquina siga trabajando, pero su rendimiento va a caer porque no está hecha para funcionar en una de esas franjas de calor. Las temperaturas vendrán indicadas en el producto, así que echa un ojo antes de comprar.

Luego es esencial el mantenimiento. Lo ideal es una revisión anual o bianual, una limpieza de filtros o una supervisión del gas, que puede llevar a que la máquina resista mejor las condiciones climáticas tan extremas.

Por último, lo que debes saber es que lo barato acaba saliendo caro. Si el precio es alto, los componentes serán de más calidad. Deberías tenerlo en cuenta antes de realizar la instalación.

Laotracaradelamoneda

IDNet Noticias

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente