La cajera que pagó la compra a brigadistas: "Era mi única forma de ayudar"

·3 min de lectura

Zamora, 20 jul (EFE).- Su gesto hubiera pasado desapercibido de no ser porque otro cliente inmortalizó el momento y lo difundió por las redes sociales, lo que ha popularizado el detalle que tuvo la cajera de un supermercado de Zamora al pagar de su bolsillo la compra a una brigada de bomberos forestales que regresaba exhausta del fuego. "Era mi única forma de ayudar", ha declarado.

Lo que iba a ser un detalle anónimo que tuvo a primera hora de la mañana del miércoles ha convertido este jueves a Mayte Velasco, empleada del supermercado Día de la avenida Príncipe de Asturias de Zamora, en ejemplo de solidaridad aplaudido en redes sociales y medios de comunicación.

Hasta tres de sus jefes han acudido este jueves por la mañana a darle la enhorabuena, aunque ella, entre compra y compra, ha intentado quitar hierro al gesto en declaraciones a Efe y ha explicado que lo realizó de forma espontánea, sin pensárselo y sin imaginar la repercusión que iba a tener.

"Son cosas que te salen en el momento, ni lo piensas", ha asegurado.

La brigada de bomberos llegó sobre las nueve y media de la mañana, tras un turno nocturno para coger algo de comida y bebida antes de descansar unas horas en una residencia universitaria próxima al supermercado y regresar después al incendio, según ha explicado la cajera.

Ella y sus compañeras les vieron "con la cara de cansancio" de una noche de trabajo, por lo que al entrar les aplaudieron y luego, cuando iban a pagar, tuvo el gesto porque "mi único medio de ayudar no puede ser otro, estoy trabajando, tengo un niño y no puedo bajar de voluntaria" a atender los evacuados, ha explicado.

Ellos iban a pasar por caja de uno en uno con lo que habían comprado pero Mayte Velasco les pidió que pasaran todos los artículos a la vez, entre los que había botellas de agua, fruta y fiambre, y les dijo que les invitaba.

En principio, los bomberos forestales, entre ocho y nueve, insistieron en pagar y el hombre que iba a comprar detrás de ellos se ofreció igualmente a abonar la compra pero la cajera no dejó que lo hicieran.

Tampoco ha querido desvelar a cuánto ascendió esa compra, al igual que no dejó que los brigadistas vieran el importe del tique porque lo importante para ella es que se quedaran con el detalle.

Aunque en principio era reacia a que se hiciera público el gesto, ha admitido que puede ser bueno si "los de arriba" reaccionan y ponen más medios ante desgracias como los incendios que han asolado la provincia de Zamora.

Tras su gesto, los brigadistas le han regalado hoy un ramo de flores.

La difusión a través de las redes sociales del detalle del pago de la compra la realizó el siguiente cliente de la caja, Julián Calvo Domínguez, residente en Madrid pero natural de la provincia de Zamora, que regresó a la ciudad debido a que sus padres estaban entre los evacuados por el incendio.

Él dio cuenta de lo ocurrido a través de una publicación en su perfil en Linkedin, aunque omitió que él mismo quiso pagar la compra a los brigadistas o contribuir a hacerlo al ver la reacción de la cajera.

Julián Calvo difundió una imagen del momento del paso de los bomberos forestales por la caja para dar las gracias a Mayte por esa lección y poner rostro a los "héroes anónimos" que constituyen los efectivos de lucha contra el fuego, en los que apreció durante esa compra su "cara de cansancio, resignación, silencio y concentración".

Por Alberto Ferreras

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente