Bruselas apuesta por las renovables como solución a los altos precios de la energía

·3 min de lectura

Bruselas, 7 oct (EFE).- La presidenta de la Comisión Europea (CE), Ursula von der Leyen, insistió este jueves en que las renovables son la solución a los altos precios de la energía, y consideró "crucial" reducir la dependencia de los combustibles fósiles.

"Los precios de gas al por mayor casi se han duplicado frente a hace un año. En contraste, los precios de las energías renovables han permanecido estables. De hecho, incluso han decrecido en años recientes. Así que a largo plazo, el Pacto Verde Europeo y las renovables son la solución a los precios crecientes de la electricidad", declaró la política durante la cumbre sobre inversiones sostenibles que organiza hoy el Ejecutivo comunitario.

Aseguró que cada euro invertido en renovables "ayuda a nuestro planeta y ayuda de igual modo a los consumidores".

"Pero también es una inversión en la resiliencia de nuestras economías, así que tenemos que acelerar nuestro trabajo en el Pacto Verde Europeo para ser más independientes desde el punto de vista energético", recalcó.

En ese sentido, subrayó que en estas semanas se ve lo "crucial" que resulta "reducir nuestra dependencia de combustibles fósiles como el gas, petróleo y carbón".

Admitió que en el pasado también se han visto incrementos en los precios de la energía.

"Las economías se están recuperando en todo el mundo; los productores de gas no han aumentado su suministro, pese a la creciente demanda", señaló.

Von der Leyen puso el acento sobre la creciente "conciencia climática global" que, según dijo, ha llevado a la población del planeta a cambiar su forma de desplazarse, comer, calentar sus hogares o invertir.

"Hace solo diez años, los combustibles fósiles se consideraban una inversión segura y acertada, pero hoy la gente quiere saber que sus inversiones no dañarán el planeta y cada vez más exigen que su dinero contribuya a la lucha contra el cambio climático", destacó.

Añadió que el "deseo" de invertir en sostenibilidad "es más alto que nunca" y precisó que "la otra cara de la moneda es que el mundo necesita inversiones masivas para financiar la transición hacia una economía más sostenible".

En ese sentido, dijo que para lograr "nuestros objetivos climáticos", que en el caso de la Unión Europea exigen reducir las emisiones contaminantes al menos un 55 % para 2030 y alcanzar la neutralidad climática en 2050, será necesario invertir "el equivalente al 2,5 % del PIB global cada año solo en sistemas de energía".

Recordó que el club comunitario está comprometido en movilizar "al menos un billón en inversiones sostenibles dentro de Europa para 2030".

De todas formas, declaró que los objetivos climáticos no se pueden conseguir "solo con iniciativas públicas" y que Europa por su cuenta tampoco puede alcanzarlos.

Por tanto, expuso que los "dos grandes desafíos" son cómo atraer más capital a las inversiones sostenibles y cómo conseguir que más países se comprometan con la transición verde.

Por otro lado, aseguró que la cumbre COP26, que se celebrará en Glasgow en noviembre, "será un momento de verdad para la comunidad global".

En la cumbre de hoy también intervino el secretario general de la ONU, António Guterres, quien aseguró que la COP26 "está a la vuelta de la esquina y las apuestas no podrían ser más altas", por lo que instó a tomar acciones "decisivas".

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente