Bruce Willis y Demi Moore: un amor roto por los celos que terminó en una amistad de por vida

·5 min de lectura
NEW YORK, NY - SEPTEMBER 21:  (EXCLUSIVE COVERAGE) (L-R) Rumer Willis, father Bruce Willis, sister Tallulah Belle Willis, mother Demi Moore and sister Scout LaRue Willis pose backstage as Rumer makes her broadway debut as
Burce Willis y Demi Moore están más unidos que nunca en la enfermedad del actor (Photo by Bruce Glikas/FilmMagic)

La triste noticia sobre la enfermedad cerebral de Bruce Willis nos ha dejado a todos en shock y ha sido precisamente su exmujer, Demi Moore, la encargada de contárselo al mundo en su perfil de Instagram.

La expareja sigue unida a un nivel tan íntimo que la palabra ‘amigos’ se les queda corta. Después de un divorcio muy mediático y de una relación tormentosa debido a los celos y a algunas declaraciones del actor que no sentaron bien a Demi, el paso del tiempo trajo una hermosa calma a sus vidas.

A día de hoy Demi y Bruce son mejores amigos y, además, familia. Ambos comparten la paternidad de Rumer, Scout y Tallulah y, tras la tempestad de la separación, han sabido volver a hacer que sus caminos se unan de la forma más honesta y tierna posible.

Sin ir más lejos, pasaron juntos el confinamiento por coronavirus dando ejemplo al mundo entero de lo que es una familia unida aunque los padres estén divorciados y es que, aunque el amor se acabe, el cariño familiar debe quedar intacto, aunque sea años después.

Bruce y Demi se enamoraron a finales de los ochenta, en 1987, cuando sus miradas se cruzaron en el estreno de ‘Stakeout’, dicen que aquello fue un flechazo. Willis ya era un actor de fama mundial pero Demi todavía estaba despegando, esto fue antes de rodar el film que la encumbraría para siempre, ‘Ghost’, en el año 1990.

En aquel momento Demi llevaba tres años separada de Freddy Moore y estaba comprometida con Emilio Estévez pero se enamoró tal pasionalmente de Bruce Willis que le dejó para empezar un romance que marcaría un antes y después en su vida para siempre.

En la década de los noventa eran la pareja de moda y parecía que todo era equilibrio y amor en su relación. De hecho, su amor era tan desenfrenado que tan solo cuatro meses después de conocerse se fueron a Las Vegas a casarse y, un año después, nació Rumer en 1988.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

Cuando en 1990 explotó el boom de ‘Ghost’ para Demi, los rumores de crisis matrimonial les perseguían a diario y, de hecho, se separaron un tiempo porque Bruce tenía sus dudas acerca de si seguir o no al lado de la actriz quizá su fama le iba grande.

Sin embargo el matrimonio se dio una segunda oportunidad y, fruto de la reconciliación nació su segunda hija Scout, en 1991. Fueron años buenos para la pareja pero el tema de los celos siempre estaba bien presente y pasaba factura a la pareja.

A pesar de esto, en 1994 nació su tercera hija, Tallulah y Demi siguió luchando contra sus inseguridades y el miedo a que Bruce trabajara con actrices más jóvenes que ella, sin embargo, le habría costado lidiar con ello.

En el año 1996 llegó una entrevista que lo cambiaría todo para siempre, Bruce la concedió a Playboy y en ella dijo que “Ninguna mujer va a satisfacer el impulso natural de un hombre para procrear, procrear y procrear. El impulso no desaparece porque tengas tres o diez o cien hijos. Nos esforzamos, pero somos animales. Solo somos burros que caminan hacia el abrevadero para comer, y queremos follarnos todo precisamente por esa inclinación”.

Estas palabras habrían creado una brecha profunda en la actriz que, tras 13 años de matrimonio, decidió en 2000 y estando de acuerdo con Bruce, hacer oficial su separación. Este divorcio le habría costado a Willis un verdadero dineral y las cosas no acabaron de la mejor manera.

Demi rehizo su vida en 2005 junto a Ashton Kutcher, otra relación tormentosa, que terminó en 2011 mientras que Bruce sigue con Emma Heming, madre de sus dos hijas Mabel y Evelyn.

Cuando fueron pasando los años las aguas se calmaron entre Moore y Willis, fue en el año 2012 cuando hubo un acercamiento amistoso entre ellos y, desde entonces, han sido una familia inseparable. En ese mismo año Demi tocaba fondo y era ingresada en una clínica por sobredosis de sustancias ilegales y, tal como ella contó en su biografía, Bruce y sus hijas fueron su mayor apoyo para no caer en la perdición absoluta.

A raíz de tocar fondo, Moore volvió a despegar de la mano de su amigo Bruce y la última década han vivido momentos hermosos que han compartido con el mundo en redes sociales y Bruce está arropado por todas las mujeres de su vida en un momento tan delicado como el que atraviesa.

Por sorpresa para todos, el mítico actor se ve obligado a retirarse del cine a los 67 años y así lo ha explicado Demi: “Como familia queríamos compartir que nuestro amado Bruce está sufriendo problemas de salud y ha sido recientemente diagnosticado con afasia, que está afectando a sus habilidades cognitivas. En consecuencia, y con mucha consideración Bruce está dejando la carrera que ha significado tanto para él”.

Para el gran público ha sido un verdadero shock imaginar a Bruce sin poder hablar o sin comprender lo que sucede a su alrededor y por eso lo justo es dejarle retirarse en paz, cobijado por los suyos y recordando su gloriosa carrera a través de sus personajes más míticos en films como ‘El sexto sentido’, ‘Armageddon’ o ‘Doce Monos’, algunos de sus incontables éxitos de taquilla.

También te puede interesar...

VÍDEO | El niño de 'Jumanji' ha seguido en el cine sin que nos hayamos dado cuenta

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente