Brasil supera los 21,5 millones de casos de covid-19

·2 min de lectura

Sao Paulo, 6 oct (EFE).- Brasil superó este miércoles los 21,5 millones de casos de covid-19 y bordea ya las 600.000 muertes asociadas a la enfermedad desde el inicio de la pandemia, hace 19 meses, informaron fuentes oficiales.

El país, uno de los más castigados por la crisis sanitaria, añadió 17.758 positivos y 530 fallecidos vinculados al coronavirus en las últimas 24 horas, según el último boletín del Consejo Nacional de los Secretarios de Salud de los 27 estados brasileños.

Desde el 26 de febrero de 2020, cuando registró el primer contagio, que fue además el primero de Latinoamérica, Brasil reporta 21.516.832 infectados y 599.359 óbitos por el SARS-CoV-2.

De seguir la media de las últimas semanas, el gigante suramericano superará entre este jueves y viernes los 600.000 muertos, trágica marca que tan solo ha rebasado hasta el momento Estados Unidos, que acumula más de 700.000.

Los estados brasileños con mayor número de óbitos por covid-19 son: Sao Paulo (150.401), Río de Janeiro (66.741) y Minas Gerais (54.840), situados en la región sureste y además los más poblados del país.

Desde junio pasado el número de contagios y decesos viene bajando, aunque la pandemia aún no está absolutamente controlada en Brasil, pues aún registra una incidencia de 10.240 casos por cada 100.000 habitantes.

No obstante, las hospitalizaciones con casos graves de la enfermedad se han reducido drásticamente en todo el país, gracias al avance de la campaña de vacunación, en marcha desde el pasado 17 de enero.

Hasta la fecha, un 70 % de la población ha recibido el primer pinchazo de la vacuna y un 45 % ya tiene la pauta completa.

La vacunación ha permitido, por ejemplo, que siete de cada diez (72 %) municipios del estado de Sao Paulo, el más poblado e industrializado del país, no registraran muertes por covid-19 en la última semana.

Sin casi medidas de distanciamiento social vigentes, las autoridades de varias regiones del país han encomendado estudios para flexibilizar el uso de la mascarilla. Ese es el caso de Sao Paulo y Río de Janeiro.

Un municipio próximo a la capital fluminense, Duque de Caxias, se adelantó a todos ellos y en la víspera decretó el fin del uso obligatorio de la mascarilla, tanto en locales abiertos como cerrados.

Expertos epidemiológicos han calificado la medida de "precipitada", pues esa ciudad tiene menos del 50 % de su población completamente inmunizada.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente