Bolsonaro y Trump hablan de cooperación por el coronavirus; casos en Brasil suben con fuerza

Por Lisandra Paraguassu, Maria Carolina Marcello y Ricardo Brito
ARCHIVO FOTOGRÁFICO: El presidente de los Estados Unidos Donald Trump con el presidente brasileño Jair Bolsonaro en Palm Beach, Florida, EEUU, el 7 de marzo de 2020. REUTERS/Tom Brenner

Por Lisandra Paraguassu, Maria Carolina Marcello y Ricardo Brito

BRASILIA, 1 abr (Reuters) - Los presidentes Donald Trump y Jair Bolsonaro discutieron el miércoles la cooperación entre Estados Unidos y Brasil en la lucha contra el coronavirus, mientras el ministro de Salud del país latinoamericano advirtió que las tasas de infección y la falta de suministros médicos son una gran preocupación.

Ambos mandatarios hablaron por teléfono sobre cooperación médica y logística, pero no se refirieron a las políticas de confinamiento y cuarentena, según el ministro de Relaciones Exteriores brasileño, Ernesto Araújo. Ambos líderes han generado polémica por sus posturas sobre este último asunto.

La Casa Blanca indicó que hablaron sobre la importancia de trabajar juntos a través del Grupo de 20 naciones, cooperando en el desarrollo de una vacuna y la restauración del crecimiento económico mundial.

El manejo de la crisis por parte de Bolsonaro está generando críticas. El dirigente populista de extrema derecha ha atacado a los gobernadores estatales por la pérdida de empleo que están causando las medidas de confinamiento, minimizó la amenaza de lo que denomina como una "pequeña gripe" y contradijo la postura de su ministro de Salud sobre el autoaislamiento y la distancia social. [nL1N2BO3HJ]

Este ministro, Luiz Henrique Mandetta, se mostró preocupado por las últimas cifras sobre el coronavirus, al tiempo que se refirió a la falta de equipos médicos y de protección, así como de respiradores.

El Ministerio de Salud dijo el miércoles que el número de casos confirmados de coronavirus en Brasil se elevó en 1.119, a 6.836, y que la cifra de muertos aumentó en 39, a 240.

Una indígena de 20 años de una aldea ubicada en la profundidad de la selva amazónica fue el primer caso reportado entre las más de 300 tribus de Brasil. Mandetta dijo que el monitoreo de los indígenas es un desafío y que su estilo de vida puede facilitar la propagación del virus. [nL1N2BP1AZ]

Según indicó a la prensa, el país está teniendo dificultades para importar equipos médicos urgentes, ya que Estados Unidos envió 23 aviones a China para ser llenados por completo, por lo que la cantidad de Brasil se vio reducida.

Mandetta dijo el lunes que este mes llegarían 200 millones de equipos protectores personales procedentes de China.

Por su parte, Bolsonaro insistió en que los empleos y la economía no pueden quedar en el olvido en la lucha contra el coronavirus y advirtió que la importación de alimentos ya está descendiendo.

(1 dólar = 5,27 reales)



(Reporte de Lisandra Paraguassu y Maria Carolina Marcello; escrito por Ana Mano y Jamie McGeever; editado en español por Carlos Serrano)