Dieciséis muertos en el atentado contra personas evacuadas en Siria

Un autobús traslada a evacuados de las ciudades de Fua y Kafraya a Rashidin, al oeste de Alepo, el 14 de abril de 2017

Al menos 16 personas murieron este sábado cuando un suicida hizo estallar su vehículo contra los autobuses que transportaban a civiles y combatientes evacuados de localidades favorables al régimen cerca de la ciudad siria de Alepo, informó el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos (OSDH).

El corresponsal de la AFP que se encontraba en Al Rashidin, sector rebelde al oeste de Alepo donde estaban estacionados los autobuses, vio numerosos cadáveres y miembros desperdigados por el suelo cerca de autobuses destruidos por la explosión, así como un gran número de heridos.

El viernes, más de 7.000 personas fueron simultáneamente evacuadas de las localidades prorrégimen de Fua y Kafraya (5.000) y de las localidades rebeldes de Madaya y Zabadani (2.200), según el OSDH.

Estas evacuaciones, las últimas de una larga serie desde el inicio de la guerra en Siria, hace más de seis años, se produjeron el viernes en virtud de un acuerdo concluido entre Catar, apoyo de la rebelión, e Irán, aliado del régimen de Bashar al Asad.

Después de su salida a bordo de autobuses, los combatientes y civiles de Fua y Kafraya debían dirigirse, a través de Alepo, a Damasco y la provincia de Lataquia (oeste), bastiones del régimen.

Paralelamente, y también vía Alepo, los evacuados de Madaya y Zabadani debían ir a la provincia rebelde de Idlib (noroeste).

Este sábado, los evacuados de Fua y Kafraya se encontraban aún bloqueados en Al Rashidin, sector rebelde al oeste de Alepo.

Y las personas evacuadas de Madaya y Zabadani esperaban todavía en Ramusa, sector progubernamental igualmente al oeste de la ciudad.

De acuerdo con el OSDH, 5.000 personas, incluidos 1.300 combatientes leales al régimen, fueron evacuados el viernes de Fua y Kafraya, mientras que la primera etapa del acuerdo estipulaba la salida de 8.000 personas, entre ellas 2.000 hombres armados.

- 'Violación del acuerdo' -

Los rebeldes y sus aliados yihadistas "estiman que ha habido una violación del acuerdo", indicó Rami Abdel Rahman, director del OSDH.

Un responsable rebelde confirmó a la AFP que las diferencias versaban sobre el número de combatientes progubernamentales armados evacuados, negándose a dar detalles porque las "negociaciones están en curso".

En Al Rashidin, zona rebelde, el corresponsal de la AFP vio a la Media Luna Roja distribuir comida y agua a las familias de Fua y Kafraya que esperan desde el viernes por la mañana.

En Ramusa, sector progubernamental, las familias evacuadas de Madaya y Zabadani pasaron la noche en los autobuses, indicó por teléfono a la AFP Amjad Al Maleh, uno de los evacuados. La Media Luna Roja distribuyó latas de conserva y agua, según él.

En total, más de 30.000 personas debían ser evacuadas en dos etapas, según el acuerdo alcanzado en marzo.

Según el OSDH, miles de civiles en Madaya escogieron quedarse, pero la ciudad está ahora en manos del ejército sirio por primera vez desde 2012.

En un año, el régimen ha recuperado el control de varios bastiones rebeldes, con el apoyo de su aliado ruso, que intervino militarmente en Siria en septiembre de 2015.

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines