La NASA afirma encontrarse más cerca que nunca de llevar humanos a Marte

Una misión tripulada a Marte parece más próxima que nunca.
Una misión tripulada a Marte parece más próxima que nunca.

Cuando yo era un chavalete de 14 años, allá en 1985, una portada de la revista Muy Interesante anunciaba un viaje tripulado a Marte en "solo" 20 años. Obviamente llegó el 2005 y el viaje permaneció en el reino de la fantasía. Hoy, 10 años después de la profecía incumplida, el viaje a Marte sigue pareciendo lejanísimo a causa de los múltiples obstáculos técnicos a los que hay que enfrentarse. Y sin embargo responsables de la NASA acaban de anunciar que nos encontramos más cerca que nunca de conseguirlo, atreviéndose incluso a dar una fecha aproximada: la década de 2030.

[Relacionado: La NASA y el MIT enviarán a Marte una máquina para fabricar oxígeno en 2020]

El pasado 17 de septiembre de 2015, el Administrador de la NASA Charles Bolden, antiguo astronauta de las lanzaderas espaciales, afirmó que nos encontrábamos más cerca que nunca de enviar una misión tripulada a Marte, lo cual en su opinión sucederá en algún momento de la década de 2030. A diferencia de otras predicciones, en esta ocasión la idea de Bolden es eminentemente factible gracias a avances ya conseguidos, y a pruebas futuras que ya tienen fecha en el calendario.

1 naves con capacidad técnica

Por ejemplo hablemos del cohete y nave capaz de lograr semejante gesta. La NASA se encuentra diseñando un nuevo sistema de lanzamiento espacial llamado SLS que básicamente consiste en un megacohete. En cuanto a la cápsula Orión, una evolución de las diseñadas para las míticas misiones Apolo, también se encuentra muy avanzado. De hecho ambos conceptos, SLS más Orión, serán probados en un test de vuelo no tripulado ya en 2018.

Representación artística de una cápsula Orión unida a un módulo de servicio de construcción europea. (Crédito: Space.com).
Representación artística de una cápsula Orión unida a un módulo de servicio de construcción europea. (Crédito: Space.com).

2 generar combustible en Marte para regresar

Como ya os comentamos en este blog, la NASA enviará a bordo del próximo vehículo robótico exploratorio marciano (lanzamiento previsto para 2020) un dispositivo capaz de generar oxígeno a partir del monóxido de carbono presente en la atmósfera marciana. El oxígeno resultará crucial para algo más que para generar combustible, permitirá respirar a tripulantes y plantas sin necesidad de llevarse un suministro finito de gas desde la Tierra.

3 generar alimentos frescos durante el viaje

El pasado 10 de agosto de 2015, los astronautas Scott Kelly, Kjell Lindgren y Kimiya Yui brindaron en la Estación Espacial Internacional con unas hojas de lechuga romana, el primer vegetal plantado, cultivado, cosechado e ingerido en el espacio. Sin duda un hito tecnológico fundamental de cara a generar alimentos durante el largo viaje a Marte.

[Podría interesarte: ¿Sabías que hay un centavo de dólar de 1909 en Marte?]

4 resistencia a un viaje de larga duración en el espacio

Dos de los actuales ocupantes de la Estación Espacial Internacional, el estadounidense Scott Kelly y el ruso Mikhail Kornienko (de quien ya hablamos en este blog) se encuentran cumpliendo una misión sin precedentes en el espacio que durará un año. El objetivo de este experimento es comprobar los efectos psicológicos y fisiológicos de un vuelo espacial de larga duración. De él conseguiremos información fundamental para encarar un viaje que podría mantener a los astronautas hasta 500 días fuera de la Tierra.

Scott Kelly, astronauta de la NASA que se encuentra actualmente en la ISS experimentando los efectos de una estancia de larga duración en el espacio.
Scott Kelly, astronauta de la NASA que se encuentra actualmente en la ISS experimentando los efectos de una estancia de larga duración en el espacio.

5 aceptación del gasto por parte de la opinión pública

Hasta ahora la cultura del ahorro propia de los años de crisis haría casi imposible que los políticos presentasen a la opinión pública un proyecto de esta envergadura. Sin embargo una encuesta reciente realizada por Boeing y la organización Explore Mars, afirma que el 75% de los estadounidenses apoyaría duplicar el presupuesto anual de la NASA para que la agencia espacial lleve a humanos a Marte.

6 miedo a lanzarse al espacio profundo

Hasta ahora, con excepción de las citadas misiones Apolo, prácticamente todos los viajes tripulados han tenido lugar en la zona de seguridad de la órbita baja, allá donde la magnetosfera terrestre nos protege de las dañinas radiaciones solares. Sin embargo esto comienza a cambiar, y prueba de ello es el proyecto ARM del que os hablamos también en este blog. Si va según lo previsto, en 2020 tendremos a la tripulación de una nave Orión viajando a la órbita lunar para estudiar un asteroide previamente capturado por un módulo robótico. Un ejercicio estupendo de cara a probar la tecnología que debería poder llevarnos a Marte en 2030.

Como veis, todas las pistas llevan a indicar que en esta ocasión la NASA habla en serio y se plantea, de una vez por todas, hacer que un humano pose su pie sobre otro planeta. ¿Será esta la definitiva?

[Relacionado: Así podría ser el primer avión en sobrevolar Marte en 2020]

Me enteré leyendo Space.com y CsMonitor.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente