Capturado un raro pez de aspecto monstruoso

José de Toledo

El término “monstruo” se emplea muchas veces en Biología. Resulta muy útil para describir el aspecto de ciertas especies. Es cierto que en ocasiones se emplea de manera ligera, pero en otras es realmente acertado. Como en el caso de la “monstruosa” quimera de nariz larga (Rinhochimaera atlantica), que fue capturada recientemente en las costas de Canadá.

Estos animales tienen un aspecto realmente curioso. Para empezar y como su nombre indica, tienen una nariz muy larga. El hecho de que sea tan largo tiene que ver con su modo de vida. Estos primos de tiburones y rayas viven a una gran profundidad, donde la luz no llega. Para encontrar a sus presas y detectar peligros emplean una serie de receptores nerviosos a lo largo de su nariz.

[Te puede interesar: El tiburón martillo de Carolina, la última especie de escualo descubierta hasta el momento]

Pero la cosa no acaba ahí. Tienen una boca muy estrecha y aplanada, de forma casi circular. Los dientes se sitúan a lo largo de toda su longitud, y son estrechos y muy afilados. La cola es muy larga y estrecha, y recuerda a la de una rata.

En realidad se sabe muy poco de esta especie en concreto, así como de todas las relacionadas. Hasta el momento, se ha conseguido capturar a muy pocos de estos animales con vida. La razón principal es el lugar en el que viven, entre 200 y 2.000 metros de profundidad.

Uno de los pocos lugares donde se sabe que estos animales viven es en las aguas que se encuentran entre la costa atlántica de Canadá y Groenlandia. Los científicos piensan que en esta zona deben ser bastante comunes. Si se muestreasen aguas profundas, a partir de los 1.000 metros, o se estudiasen los fondos limosos del océano, se podría conocer mucho mejor a este grupo biológico.

[Te puede interesar: El tiburón grande se come al chico]

Claro, que igual no es la mejor idea. Su aspecto puede resultar extraño, pero no es su principal método de defensa. En la primera espina dorsal tienen una aguja con un potente veneno que utilizan para evitar ataques de depredadores. Se cree que no lo emplean para cazar, aunque podría ser un uso secundario.

Al hilo de este tipo de noticias, hay una cosa que queda muy clara. La vida en nuestro planeta es infinitamente variable, y muy sorprendente. Y en contra de lo que pensamos, no la conocemos apenas, y aún quedan muchos lugares inexplorados hacia los que deberíamos volver la vista.

Me enteré leyendo aquí