Biden niega que haya riesgo de una "inflación desenfrenada" en EE.UU.

·2 min de lectura

Washington, 19 jul (EFE).- El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, negó este lunes que exista el riesgo de una "inflación desenfrenada" en su país e insistió en que la situación actual es "temporal", aunque prometió permanecer "atento" por si las cosas se descontrolaran.

"Nadie está sugiriendo que nos encaminemos a tener una inflación desenfrenada, ningún economista lo ha dicho", dijo Biden en respuesta a la pregunta de un periodista en la Casa Blanca.

Sin embargo, unos minutos antes, Biden reconoció que "si hubiera una inflación desenfrenada a largo plazo, eso presentaría un desafío real para la economía" estadounidense.

"Aunque estamos seguros de que eso no es lo que estamos viendo hoy, vamos a seguir atentos por si se necesitara algún tipo de respuesta", agregó.

La tasa de inflación en Estados Unidos llegó en junio al 5,4 %, la más alta en 13 años, pero tanto la Casa Blanca como la Reserva Federal (Fed) han asegurado que esos datos son "transitorios" y que el índice bajará con el tiempo.

Los comentarios de Biden sobre la inflación se produjeron en el marco de un discurso sobre la situación económica en Estados Unidos durante sus primeros seis meses en el poder, que se cumplen mañana, martes.

El mandatario recordó que desde que tomó las riendas del país en enero, se han creado "3 millones de nuevos empleos", y que la Fed ha elevado sus previsiones de crecimiento económico para este año hasta el 7 %.

"Resulta que el capitalismo está vivo y muy bien", afirmó Biden, después de aludir a las críticas de su predecesor Donald Trump (2017-2021)-a quien no mencionó por su nombre- de que su llegada al poder iba a "suponer el fin del capitalismo".

Añadió que su Gobierno está haciendo todo lo posible para contener la inflación, pero "la realidad es que no se puede volver a encender la luz de la economía y no esperar que esto pase".

"A medida que vuelve la demanda, (es normal que) haya desafíos para la cadena de suministro global", añadió Biden, quien consideró un "verdadero reto" el problema de la escasez de chips y el del alto precio de los automóviles.

La semana pasada, el presidente de la Fed, Jerome Powell, pronosticó que la inflación se mantendrá elevada "en los próximos meses" en EE.UU., pero matizó que la economía está "lejos" de los objetivos del banco central para plantear un cambio en la política monetaria.

La Fed mantiene los tipos de interés en EEUU entre el 0 % y el 0,25 % desde marzo del pasado año y un programa mensual de compra masiva de bonos por valor de 120.000 millones de dólares.

El banco central estadounidense celebrará su próxima reunión de política monetaria el 27 y 28 de julio.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente