Berlín defiende reglas transparentes y responsabilidad para la estabilidad en la UE

·2 min de lectura

Berlín, 14 ene (EFE).- El titular alemán de Finanzas, el liberal Christian Lindner, defendió hoy la existencia de "reglas transparentes" y la importancia de la "responsabilidad individual" para la estabilidad en la Unión Europea (UE) y se comprometió al éxito del fondo europeo para la reconstrucción.

En un discurso ante el Bundestag (cámara baja), el ministro señaló que en el debate sobre la reforma de las normas fiscales comunitarias, Alemania está abierta a todo lo que sea "razonable".

Al mismo tiempo, subrayó que desde el punto de vista del Gobierno, el Pacto de Estabilidad y Crecimiento ha quedado probado con sus reglas fiscales y su flexibilidad.

Por lo tanto, agregó, el Gobierno defiende como "condiciones irrenunciables" para la estabilidad la existencia de "reglas transparentes" y la importancia de la "responsabilidad individual" en materia de política fiscal de cada uno de los estados miembros.

"Tenemos que financiar la recuperación de la economía, tenemos que superar la pandemia y tenemos que fortalecer las inversiones", es el mensaje de Alemania, dijo, al tiempo que se refirió a la importancia de unas finanzas públicas sólidas, también en relación con la inflación.

Por eso, y ante todos los desafíos, Alemania respetará las reglas fiscales vinculantes y limitará el endeudamiento y defenderá esta postura tanto en Europa como en el marco de su presidencia del G7, señaló.

"Por lo tanto, haremos nuestra contribución a que el instrumento único de reconstrucción 'Next Generation Europe' sea un éxito. Puede y debe abrir nuevas oportunidades de crecimiento, porque su duración no es ilimitada", destacó.

Los objetivos del Gobierno alemán en materia de política fiscal son la estabilidad, el crecimiento, la innovación y la equidad, indicó.

Si los años pasados y el presente están marcados por la pandemia, la tarea en el futuro es pasar de una política fiscal en modo crisis a una política fiscal en modo desarrollo, apuntó.

Entre los planes del Gobierno, Lindner volvió a insistir en el de regresar en 2023 al freno de la deuda y reducir la tasa de endeudamiento para "fortalecer la capacidad de acción fiscal del Estado de cara a futuras crisis".

Recordó que el Gobierno recurrirá a 60.000 millones de euros sobrantes de los créditos extraordinarios vinculados a la pandemia para "recuperar" las inversiones que dejaron de realizarse por el coronavirus y "crear impulsos" para reactivar la economía tras la crisis, centrándose en proyectos de protección del clima.

"Clima y transformación por un lado, regreso al freno de la deuda por el otro", "inversión en futuro combinada con disciplina en el gasto", resumió.

En cifras, precisó que a pesar de este presupuesto adicional, para reducir el endeudamiento neto el Gobierno deberá endeudarse en 24.800 millones de euros menos que su predecesor.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente