Benoit Paire vuelve a avergonzar al mundo del tenis y el deporte

·3 min de lectura

Desde hace ya un tiempo no hay torneo en el que participe Benoit Paire y no la acabe liando. El tenista francés es uno de los más talentosos del circuito, pero su mala cabeza le hace protagonizar cada vez con mayor frecuencia actos bochornosos, como el que hizo durante su partido de primera ronda de Wimbledon frente a Diego Schwartzman.

El partido se suspendió por la falta de luz la noche del 28 de junio con dos sets arriba para el argentino (6-3 y 6-4) y se reanudó un día después, pero Paire no parecía demasiado interesado en tratar de dar la vuelta al marcador. De hecho, el número 42 del mundo sumó apenas cinco puntos durante toda la tercera manga y acabó cayendo por 6-0.

Benoit Paire discutiendo con el juez de silla en Wimbledon. (Foto: BBC).
Benoit Paire discutiendo con el juez de silla en Wimbledon. (Foto: BBC).

El último juego fue el más vergonzoso de todos. Tras los dos primeros saques de Schwartzman, Paire mandó directamente la bola a la red demostrando que no tenía ninguna gana de seguir jugando. El juez de silla, Mohamed Lahyani, le amonestó por conducta antideportiva y su respuesta fue sentarse en el banquillo y pedir que bajara el fisioterapeuta. El árbitro principal se lo denegó recriminándole además su falta de competitividad.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un vídeo de Twitter no disponible por tus preferencias de privacidad

El público comenzó a abuchear desde las gradas al tenista galo e incluso un aficionado le gritó que estaba haciendo perder tiempo a todo el mundo. Paire volvió posteriormente a la pista para terminar el encuentro y sellar su derrota.

En la rueda de prensa posterior al partido, le preguntaron por los abucheos del público tras su comportamiento. "No me importa nada la gente. Juego al tenis por mí y eso es todo. No juego para hacer disfrutar a la gente", declaró.

Paire lleva un 2021 para olvidar con apenas dos victorias en 19 partidos, aunque lo peor es la cantidad de espectáculos lamentables que ha protagonizado. El pasado mes de mayo, en un partido frente a Stefano Travaglia en el Masters de Roma, decidió sacar su teléfono móvil y fotografiar la marca de una bola que él consideraba que había sido mala y que el árbitro cantó dentro.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Dos meses antes, en el Torneo de Buenos Aires (Argentina), escupió sobre la marca de una bola tras discutir con el juez de silla, que la había marcado como buena.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

En febrero, en un partido de la ATP Cup ante Fabio Fognini, encadenó cuatro dobles faltas consecutivas mostrándose totalmente desquiciado.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

No solo crea polémica dentro de la pista, sino también fuera de ella. Calificó el Open de Australia como un "Grand Slam de mierda" y en una entrevista insultó a sus seguidores y presumió del dinero que tiene. Por estas declaraciones fue excluido del equipo olímpico francés que acudirá a los Juegos de Tokio.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente