Ayuso trata de blindar la Cruz del Valle de los Caídos con su Ley de Patrimonio

Ayuso, en la Asamblea de Madrid
Ayuso, en la Asamblea de Madrid

Ayuso, en la Asamblea de Madrid

Ayuso se lanza a defender la Cruz que preside el Valle de los Caídos (ahora rebautizado como de Cuelgamuros). La presidenta madrileña contempla su protección específica dentro de la Ley de Patrimonio de la Comunidad de Madrid que ha empezado a tramitarse en la Asamblea y que debe superar las enmiendas a la totalidad de los partidos de izquierda.

Este texto introduce, como afirma la propia justificación del anteproyecto, busca introducirr la “regulación sobre los llamados nuevos patrimonios”. Estos son, recoge la norma, el inmaterial, industrial, etnográfico, científico y tecnológico.

Como adelanta el diario ABC, el texto contempla, en su artículo 73 la clasificación como como bienes del patrimonio etnográfico incluye “la arquitectura religiosa, incluyendo los calvarios tradicionales y las cruces, así como los elementos decorativos y bienes muebles relacionados directamente con el bien patrimonial a proteger”.

Con esta inclusión Ayuso y su equipo lograrían conceder estatus legal a los elementos de tradición cristiana que constituyen el Valle. Esto haría posible proteger la Cruz, reconocida por el Libro Guinnes como la más grande del mundo.

La líder regional asegura, que “nunca” concedería el permiso para demoler un monumento cuya desaparición no contempla la nueva norma nacional.

Con la recientemente aprobada Ley de Memoria Democrática, el Valle figura en un inventario estatal de lugares de memoria pasa a tener un nuevo marco jurídico, ya que se declarará extinguida la Fundación de la Santa Cruz del Valle de los Caídos, de quien depende el monumento administrado temporalmente por Patrimonio Nacional.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR