Autoridades de región etíope del Tigré reivindican tiros de misiles contra Eritrea

Robbie BOULET
·3 min de lectura
La región de Tigré

Autoridades de región etíope del Tigré reivindican tiros de misiles contra Eritrea

La región de Tigré

Las autoridades de la región disidente etíope del Tigré admitieron el domingo que dispararon misiles la víspera contra la capital de la vecina Eritrea, a quien acusan de prestar ayuda al ejército federal etíope en su ofensiva, lo que hace temer que el conflicto actual pueda agravarse.

El conflicto en el Tigré estalló el 4 de noviembre, cuando el primer ministro etíope, Abiy Ahmed, ordenó un asalto del ejército federal en la región, tras meses de tensiones con las autoridades regionales, lideradas por el Frente de Liberación del Pueblo Tigré (TPLF).

Abiy, primer ministro desde 2018, fue galardonado el año pasado con el Premio Nobel de la Paz por haber logrado la paz con Eritrea, con quien Etiopía mantenía malas relaciones desde la guerra de 1998-2000, cuando el TPLF estaba a las riendas del país.

Abiy fue apartando progresivamente del poder al TPLF, un partido que representa a la minoría del Tigré (6% de la población) y que durante casi 30 años controló el aparato político y de seguridad de Etiopía, el segundo país más poblado del continente, con 100 millones de habitantes.

Varios responsables de esa formación están siendo procesados por casos de corrupción y Abiy asegura que quiere instalar a "autoridades legítimas" en Tigré, desarmar a sus fuerzas, restablecer el Estado de derecho y llevar a sus dirigentes ante la justicia.

Por su parte, el TPLF acusó en los últimos días a Eritrea, su archienemigo, de dejar que el ejército etíope utilice su territorio (aledaño a toda la frontera norte del Tigré) para que entren sus tropas o despeguen sus aviones. Además, la formación separatista asegura que el ejército eritreo también estaría participando en los combates terrestres en el Tigré.

El domingo, el presidente del Tigré indicó a la AFP que el TPLF había lanzado los misiles que, según diplomáticos radicados en Adís Abeba, impactaron la víspera en las inmediaciones del aeropuerto de Asmara, capital de Eritrea.

De momento, no se comunicaron daños ni víctimas desde Eritrea, uno de los Estados más herméticos del mundo, dirigido con puño de hierro por Issaias Aferworki desde su independencia, en 1993.

- "Objetivo legítimo" -

"Las fuerzas etíopes también utilizan el aeropuerto de Asmara", por lo que este constituye "un objetivo legítimo", justificó el domingo el presidente del Tigré, Debretsion Gebremichael.

"Es un secreto de polichinela que ambos dirigentes", el etíope Abiy Ahmed y el eritreo Issaias Afeworki, "utilizan ese aeropuerto para desplegar fuerzas al otro lado de la frontera", entre Eritrea y el Tigré, "y atacarnos", agregó.

Las tropas del Tigré "combaten a las fuerzas eritreas desde hace varios días en varios frentes", reiteró el domingo el presidente regional, unas afirmaciones que no pudieron ser contrastadas porque las comunicaciones con la región están cortadas y los desplazamientos de los periodistas están restringidos.

Ni el gobierno etíope ni las autoridades eritreas habían reaccionado el domingo ni a los tiros ni a las acusaciones de Debretsion.

La víspera, el comando de las fuerzas de Tigré reivindicó el lanzamiento de "misiles" contra dos aeropuertos de la región etíope vecina de Amhara, desde donde despegan aviones federales que bombardean la región, según el mismo.

En cualquier caso, los disparos contra Asmara suponen un agravamiento importante del conflicto regional que numerosos observadores temen que acabe arrastrando al país a una guerra comunitaria incontrolable y que desestabilice a toda la región del Cuerno de África.

rcb-ayv/sst/jvb/es