Australia y Facebook negocian tras bloqueo de contenidos de actualidad

·2 min de lectura

El director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, habló el viernes con el gobierno australiano sobre el proyecto de ley que pretende hacer pagar a los gigantes de las tecnologías a la prensa por el uso de sus contenidos.

El primer ministro Scott Morrison aseguró que su país no tiene intención de plegarse ante las "amenazas".

Desde el jueves, los australianos no pueden publicar enlaces que llevan a artículos de actualidad ni consultar las cuentas en Facebook de los medios australianos, que no pueden compartir sus contenidos.

El ministro australiano de Finanzas, Josh Frydenberg, informó que habló el viernes con Mark Zuckerberg. Las negociaciones proseguirán el fin de semana.

"Hemos hablado de asuntos que siguen en suspenso y hemos acordado que nuestros equipos respectivos lo analizarán inmediatamente", declaró Frydenberg en Twitter.

El primer ministro dijo en una conferencia de prensa en Sídney que el bloqueo de Facebook es una "amenaza".

"Esto no es una buena decisión de su parte y deberían superarlo rápidamente y volver a la mesa" de negociación, sostuvo Morrison.

Este bloqueo es una respuesta al proyecto de ley del gobierno australiano que pretende obligar a Facebook y Google a remunerar a los medios de comunicación australianos por la publicación de sus contenidos.

Para el primer ministro, este proyecto de ley, que se debatirá el lunes en el Senado, está siendo escrutado por muchos mandatarios en el mundo.

El jueves, dijo, habló por teléfono con el primer ministro indio, Narendra Modi.

"Esto suscita mucho interés", subrayó.

Facebook se mantiene firme en su posición y estima que la ley es inaplicable y que la red social no tiene más alternativa que imponer dichas restricciones.

Desde que fueron impuestas el jueves, el número de personas que han consultado las web de los medios australianos ha caído tanto en el país como en el extranjero donde ha disminuido más del 20% por día, según la empresa que analiza los datos Chartbeat.

Sin embargo, los internautas no parecen haber dejado Facebook por Google ya que no ha registrado un alza de su tráfico significativa.

Este bloqueo ha suscitado la ira de Canberra, puesto que afecta a varias cuentas de Facebook oficiales de servicios de emergencia. La mayoría volvió a funcionar horas más tarde.

Google también había amenazado con suspender su motor de búsqueda en Australia antes de dar marcha atrás el miércoles al aceptar pagar "cantidades significativas" por los contenidos del grupo de prensa News Corp. de Rupert Murdoch.

al/arb/oho/juf/ahe/af/es