Al Attiyah y Brabec ganan la etapa prólogo del Rally Dakar

·2 min de lectura

El catarí Nasser Al Attiyah (Toyota), en autos, y el estadounidense Ricky Brabec (Honda), último ganador de la prueba, en motos, se impusieron en el prólogo del Rally Dakar 2021, este sábado, en un recorrido esencialmente arenoso de 11 km, situado al oeste de Arabia Saudita, cerca de Yedá, la gran ciudad costera del país.

Este prólogo, novedad de la 43ª edición del rally-raid, permite determinar el orden de salida del domingo en la primera etapa, de 622 kilómetros, 277 de ellos de tramos cronometrados, que unirá las ciudades de Yedá, a orillas del Mar Rojo, y Bisha, al sudeste del país.

Los participantes mejor clasificados en el prólogo del sábado partirán por lo tanto lógicamente los primeros y tendrán la ventaja de una pista más despejada y con menos polvo.

En autos, el sudafricano Brian Baragwanath (Century) y el saudí y piloto local en esta corta etapa inaugural, Yazeed Al Rajhi (Toyota), completan el podio provisional, por detrás de Al Attiyah.

A sus 50 años, Al Attiyah participa con su Toyota Hilux en su decimoséptimo Dakar, donde debutó en 2004, cuando el rally terminaba en la capital de Senegal.

El catarí ha conseguido ganar el Dakar en tres ocasiones (2011, 2015, 2019), con tres coches diferentes, y ha ganado al menos una etapa por edición sin interrupción desde 2007, acumulando 35 victorias de etapa.

El éxito en el prólogo del sábado es un buen presagio antes de que el domingo arranque la auténtica competición, donde intentará borrar la decepción del año pasado, cuando finalizó en el segundo puesto.

- Joan Barreda, segundo en motos -

En motos, el español Joan Barreda (Honda) y el británico Sam Sunderland (KTM) se clasificaron segundo y tercero, por detrás de Brabec.

El español y último campeón de la prueba en autos, Carlos Sainz, con su Buggy Mini, partirá el domingo en 28ª posición, mientras que el francés Sébastien Loeb, con su prototipo de gasolina 4x4 (BRX) se lanzará en décimo lugar.

El primer tramo cronometrado entre Yedá y Bisha fue enteramente trazado sobre pistas y su dificultad consistirá principalmente en pasar de un valle a otro sin dejarse confundir por las muchas intersecciones presentes, que se convierten en riesgos por pequeños errores de navegación.

"Los tramos pedregosos que surgirán también invitan a la vigilancia para evitar pinchazos", precisan los organizadores.

En su edición de 2021, el Dakar se disputa en Arabia Saudita por segundo año consecutivo, con un recorrido constituido de doce etapas, con salida y llegada en Yedá, la segunda ciudad más grande del país.

bde/psr/dr/gh