Argentina relaja las medidas contra la pandemia y abrirá sus fronteras a extranjeros

·4 min de lectura

Las autoridades anunciaron la flexibilización de las restricciones en el país a partir de este martes. Tienen previsto ampliar los aforos, abrir las fronteras y solicitar el uso de tapabocas en determinadas situaciones. Esto se da como resultado de una efectiva campaña de vacunación, teniendo en cuenta que el 44,5 % de su población ya ha sido inoculada por completo.

El Gobierno argentino ha comunicado que a partir de este 21 de septiembre se relajarán las medidas establecidas por la pandemia de Covid-19.

Entre los principales cambios están la apertura gradual de las fronteras, el aumento del aforo en eventos públicos y privados y el fin del uso de mascarillas al aire libre, siempre y cuando no haya aglomeraciones.

Esta decisión fue tomada por el presidente Alberto Fernández y el jefe del gabinete de ministros, Juan Manzur. Sin embargo, en su conformación participaron también los Ministerios de Salud, Turismo y Deporte, Interior, Seguridad y Exteriores; las 24 jurisdicciones del país y expertos en el tema.

Manzur aseguró en una rueda de prensa, en la que también estuvo presente la ministra de Salud, Carla Vizzotti, que "si esto sigue en esta dirección, quiere decir que estamos transitando quizás la última etapa de esta pandemia".

La apertura de fronteras será progresiva

A partir de este 24 de septiembre los argentinos, residentes y extranjeros, que quieran ingresar al país por motivos laborales ya no tendrán que someterse a una cuarentena.

Desde el 1 de octubre, se permitirá el ingreso de extranjeros de países vecinos sin que tengan que aislarse. Además, se abrirán las fronteras terrestres. La idea es que desde esa fecha hasta el 1 de noviembre aumente de manera progresiva el ingreso al país.

El 1 de noviembre es la fecha prevista para permitir la entrada de todos los extranjeros, que tendrán la opción de enseñar una pauta de vacunación completa de mínimo 14 días antes de su llegada, una prueba PCR negativa de máximo tres días previos al embarque o tomarse una prueba de antígeno al entrar al territorio argentino.

Los que no presenten esquema de vacunación, tendrán que cumplir cuarentena y realizarse otra prueba PCR entre el día 5 y el día 7 desde su ingreso. Sin embargo, las autoridades indican que cuando se haya logrado inocular por completo al 50% de la población, se flexibilizarán estas medidas.

La vida social también regresará a Argentina poco a poco

El uso del tapaboca al aire libre dejará de ser obligatorio, siempre y cuando no hayan aglomeraciones. No obstante, seguirá siendo indispensable en espacios cerrados como el transporte público, el cine, colegios, entre otros.

Las reuniones sociales ya no tendrán limites de aforo, pero se solicitará a los presentes cumplir con distanciamiento o uso de mascarilla en caso de multitudes. A actividades de todo tipo; económicas, industriales, comerciales, religiosas, culturales o deportivas que se realicen en lugares cerrados podrán ingresar personas hasta el 100% de la capacidad de los recintos.

Sin embargo, en las discotecas solo se permitirá el 50% del aforo y será obligatorio haber recibido una pauta de vacunación completa 14 días antes de asistir. Lo mismo sucederá con eventos de más de 1.000 personas.

Argentina ha inmunizado a casi la mitad de su población

Según un estudio realizado por la Universidad Johns Hopkins, 5,4 millones de personas se han contagiado y 115.000 han muerto a causa del Covid-19 en Argentina.

De acuerdo a la organización Our World in Data, en este territorio se han administrado 49 millones de dosis contra el Covid-19 y 20 millones de personas ya fueron inoculadas por completo. Esto representa el 44,5 % de una población de casi 45 millones de habitantes.

La ministra de Salud indicó que "desde el punto de vista sanitario, estamos en un momento realmente muy positivo". Y detalló que "Argentina registra 16 semanas consecutivas de descenso de casos diarios, así como 14 semanas consecutivas de caídas en la mortalidad y en el número de internaciones en terapia intensiva por Covid-19".

Cuando fue consultada sobre la variante Delta, dijo que en su país hay "casos de circulación comunitaria pero sin tener circulación predominante".

Finalmente, Manzur adelantó que "en la medida que se concreten los resultados que busca el Gobierno, se va a seguir aumentando el nivel de flexibilizaciones" en Argentina. El jefe de gabinete de ministros prevé que dentro de 15 a 20 días se alcance "el nivel óptimo de cobertura".

Con EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente