Los antisistema de Italia aprobaron con voto interno el apoyo a Draghi

·2 min de lectura
El ministro italiano de Exteriores en funciones, Luigi di Maio, llega a una reunión con Mario Draghi junto a otros dirigentes del Movimiento Cinco Estrellas, el 6 de febrero de 2021 en Roma

Los militantes de la formación antisistema Movimiento 5 Estrellas (M5E) votaron este jueves por internet a favor de un gobierno de unidad liderado por el economista y expresidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi.

De los cerca de 120.000 afiliados con derecho al voto del M5E, 74.537 votaron a través de la plataforma de la formación, de los cuales 44.177 a favor, lo que corresponde al 59,3%, informó la agrupación.

La mayor fuerza del Parlamento italiano, decidió apoyar el gobierno de Draghi, quien cuenta con el respaldo de casi todos los partidos políticos, a excepción de la extrema derecha de Hermanos de Italia.

La votación por internet empezó a las 09H00 GMT y finalizó a las 17H00 GMT.

Los antisistema, que nacieron contra "la casta" y sus privilegios, encarnada para algunos activistas por el expresidente del BCE, lanzaron la votación tras recibir el compromiso de Draghi de crear un ministerio para la Transformación Ecológica, tema prioritario para el M5E.

"VOTO SÍ, porque no hay mayoría sin nosotros. VOTO SÍ, porque debemos defender lo que hemos construido para Italia", escribió el ministro saliente de Relaciones Exteriores, Luigi Di Maio, entre los dirigentes del movimiento, en su página de Facebook.

El presidente de la Cámara de Diputados, Roberto Fico, otro líder del M5E, también se había pronunciado a favor del gobierno liderado por Draghi, al igual que el fundador del movimiento, el cómico Beppe Grillo, entre los protagonistas de esta crisis.

Mario Draghi logra así un apoyo casi unánime, cosechado durante esta semana, para formar un gobierno de "unidad", que incluye desde el Partido Democrático (centro-izquierda) hasta el ultraderechista La Liga de Matteo Salvini y el partido de la derecha moderada Forza Italia de Silvio Berlusconi, además de los antisistema.

"El apoyo del M5E es clave en el parlamento (...) para no depender de Salvini", explicó Federico Santi, experto de Eurasia Group.

Draghi empezó ya a trabajar en su gabinete de ministros y la próxima semana deberá someterse a la confianza del Parlamento.

Entre sus principales prioridades figuran la aceleración de la campaña de vacunación contra el covid-19 y la ejecución del colosal plan de reconstrucción del país financiado por la Unión Europea con un monto de 200.000 millones de euros (240.000 millones de dólares).

Italia, sumida en su peor recesión desde el final de la Segunda Guerra Mundial, debe presentar el plan detallado a las autoridades europeas a finales de abril.

bur-kv/mb