Un octogenaria, estafada e ingresada contra su voluntad en una residencia en Salamanca

·2 min de lectura

Una anciana de 83 años que vendió su casa a un precio por debajo del mercado ha denunciado a quien se la compró, a la que, además, acusa de haberla internado en una residencia contra su voluntad. Allí la localizó la Policía Local de Santa Marta de Tormes, en un centro de mayores de Villaverde de Guareña (Salamanca) en el que aseguró no querer estar contando lo ocurrido a los agentes, según informa La gaceta de Salamanca.

Los vecinos de la anciana denunciaron su desaparición y la Policía Local la localizó en una residencia. (Foto. Getty Images)
Los vecinos de la anciana denunciaron su desaparición y la Policía Local la localizó en una residencia. (Foto. Getty Images)

La investigación se abrió el pasado 21 de mayo cuando los vecinos de la octogenaria alertaron a las autoridades de su desaparición y de su situación. Sin familiares cercanos y con un supuesto deterioro cognitivo, llevaban un tiempo sin verla y decidieron avisar a los agentes. Estos iniciaron las pesquisas y estas les llevaron hasta una residencia en la citada localidad salmantina, donde localizaron es esta vecina de Santa Marta de Tormes (Salamanca).

Al interrogarla sobre cómo había llegado allí, la anciana explicó que había sido ingresada en contra de su voluntad, que no quería quedarse pero que una mujer que la había ayudado con algunas tareas y a la que le había vendido su casa la había obligado a ingresar. Al preguntarle por la venta, no supo decir por cuánto dinero se había producido ni tampoco tenía el dinero consigo. 

Según el citado diario local, la transacción se produjo por 20.000 euros, un precio por debajo del valor de la vivienda. Además, una vez hecho el pago, la ahora detenida (una mujer también de Salamanca y de 33 años), acudió con la anciana a sacar el dinero en metálico de la venta y se habría quedado supuestamente con la mitad.

Esta mujer, que se habría ganado su confianza tras realizar algunos trabajos y tareas para ella, fue detenida el pasado 27 de julio y se enfrenta a posibles cargos por los delitos de estafa, apropiación indebida y contra la libertad individual.

Los agentes que han llevado a cabo la investigación y tomado declaración a la anciana creen que se trata de una estafa en la que la supuesta responsable de la misma se aprovechó de la situación de desamparo de la víctima para ganarse su confianza y engañarla. Además, se habría valido de los problemas cognitivos de la octogenaria para convencer a los responsables de la residencia de su ingreso y vencer así las reticencias de estos en un primer momento.

EN VÍDEO | Escala dos pisos por el balcón para evitar que una mujer se precipite al vacío

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente