Los amemos o los odiemos, los emails están aquí para quedarse

Si ver una bandeja de entrada llena de cientos de correos electrónicos le aterroriza, acostúmbrese a ello, porque que están aquí para quedarse y seguirá siendo una constante en el lugar de trabajo, según un sondeo publicado el miércoles. En la imagen de archivo, la canciller alemana, Angela Merkel, usa su Blackberry Q10 de alta seguridad durante los debates del presupuesto del Bundestag, en Berlín, el 9 de septiembre de 2014. REUTERS/Fabrizio Bensch (Reuters)

NUEVA YORK (Reuters) - Si ver una bandeja de entrada llena de cientos de correos electrónicos le aterroriza, acostúmbrese a ello, porque que están aquí para quedarse y seguirá siendo una constante en el lugar de trabajo, según un sondeo publicado el miércoles. A pesar de la popularidad de la mensajería instantánea, mensajes de texto y redes sociales, la encuesta mostró que el correo electrónico es la mayor herramienta de comunicación en el trabajo y crecerá en importancia en los próximos cinco años. En la encuesta online, realizada entre 400 trabajadores, casi la mitad de los encuestados dijeron que piensan que el uso de mensajes de correo electrónico para el trabajo se incrementará en los próximos años. El diecinueve por ciento dijo que va a subir considerablemente. Más del 90 por ciento de los trabajadores admitieron que comprueban correos electrónicos personales en el trabajo y el 87 por ciento miraron correos electrónicos de trabajo fuera de las horas de oficina. "El correo electrónico es y seguirá siendo una piedra angular de los lugares de trabajo y su cultura", dijo Kristin Naragon, de la compañía de software Adobe Systems Inc, que encargó la encuesta. "Sin duda, una gran cantidad de empresas están tratando implantar herramientas de productividad, pero el correo electrónico no se va a ninguna parte", añadió en una entrevista. Los trabajadores encuestados estiman que emplean 6,3 horas al día revisando el correo electrónico, con 3,2 horas dedicadas a correos electrónicos de trabajo y 3,1 horas a mensajes personales. Casi el 80 por ciento dijo que revisa los correos electrónicos antes de entrar en la oficina y el 30 por ciento dijeron que comprueban su bandeja de entrada mientras aún están en la cama por la mañana. La mitad de los encuestados también consultaron correos electrónicos durante sus vacaciones.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente