Almeida pide a Sánchez que rompa con Podemos tras "amparar" los disturbios

Agencia EFE
·2 min de lectura

Madrid, 8 abr (EFE).- El portavoz nacional del PP, José Luis Martínez-Almeida, ha condenado los disturbios del miércoles en Vallecas "por parte de la izquierda", y ha pedido a Pedro Sánchez que de "un puñetazo encima de la mesa" para acabar con el Gobierno de coalición con Podemos por "amparar" estos actos violentos.

En declaraciones a los medios este jueves en el acto de homenaje a Víctor Barrio en la plaza de toros de Las Ventas, Almeida, alcalde de Madrid, y la presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, han condenado los hechos y han criticado que miembros del Gobierno de Podemos hayan "alentado" y "amparado" los disturbios.

Ambos se referían a los disturbios ocurridos en la tarde del miércoles en Vallecas, en la celebración de un acto de precampaña de Vox, en los que resultaron heridas 35 personas, entre ellas 21 policías nacionales.

Almeida se ha preguntado si el PSOE "puede seguir gobernando con Podemos, un partido cuyos dirigentes alientan, amparan, promueven los episodios de violencia de ayer en Vallecas".

"Basta ya de hipocresías y equidistancias", ha dicho Martínez-Almeida, que ha añadido que lo único que hizo Vox fue celebrar un acto de precampaña electoral del 4M "tan legítimo como el que puede realizar cualquier partido político".

Almeida ha preguntado a Pedro Sánchez si "quiere seguir gobernando con Ione Belarra o Irene Montero" y si "porque él quiera estar en el Palacio de la Moncloa los españoles tenemos que seguir aguantando que dos ministras del Gobierno abiertamente inciten y comprendan, toleran y la violencia que se produjo en Vallecas.

En esta línea, ha señalado que PSOE, Más Madrid y Podemos emitieron un comunicado en el que denunciaban la presencia de Vox en Vallecas y pedían que no hubiera episodios violentos "para lavar la conciencia".

"Cuando uno saca un comunicado denunciando que Vox va a ir a Vallecas lo que está diciendo a todos sus seguidores es que no se debe tolerar su presencia allí y se debe protestar contra ese acto", ha sostenido.

A su juicio, el problema de España no es un partido minoritario "intolerante" ampare la violencia del miércoles en Vallecas, es que el PSOE "quiera seguir gobernando con un partido de estas características".

Por su parte, Ayuso ha condenado los disturbios, que -ha dicho- no reflejan la imagen de la región porque "Madrid es España y aquí cabemos todos".

"Madrid es por encima de todo, pluralidad, respeto y libertad", ha subrayado Ayuso, y ha añadido que nadie tiene derecho a adueñarse de las calles", porque en todos los distritos "hay representantes de todos los partidos y todos tienen derecho a hacer sus actos electorales".

Y ha remarcado que "nunca hay que ponerse de parte de los violentos" ni mantenerse "equidistante", como cree que ha hecho el candidato socialista a las elecciones del 4 de mayo, Ángel Gabilondo.

"Los extremos son los extremos, la violencia es la violencia, y siempre se ha de condenar", ha zanjado Ayuso.

(c) Agencia EFE