Alemania perseguirá el odio en las redes

Desde que el refugiado sirio Anais Modami se hizo una foto con la canciller Merkel entró en la galería de los calumniados. Su imagen se ha usado en redes sociales para vincularlo con atentados como los de Bruselas o Berlín. Hace unos días, el joven perdió la batalla judicial contra Facebook, pero ahora el gobierno alemán pretende atajar por ley el odio y los bulos de los usuarios. El proyecto prevé multas de hasta 50 millones de euros a empresas como Facebook o Twitter que no borren en menos de 24 horas insultos racistas o xenófobos.

La medida llega en un año electoral, con los populistas al alza, para evitar que las falsas noticias creen un clima de crispación propicio para el xenófobo y antiuslamista Alternativa Para Alemania. La proliferación del racismo en internet y las redes sociales obligó en su día también al gobierno francés a emprender un plan para combatirlo, pedagógica y judicialmente.

En España, incitar al odio en las redes sociales puede suponer entre 1 y 4 años de cárcel, y, puesto que no resulta difícil identificar a los autores, ya ha habido condenas contra internautas.

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines